AUXILIAR DE ENFERMERÍA EN GERIATRÍA



MANUAL DEL ALUMNO




MÓDULO I.

ORGANIZACIÓN DE LOS RECURSOS MATERIALES
EN UNA UNIDAD / SERVICIO.









Programa ELABORACIÓN DEL MATERIAL DIDÁCTICO PARA LA OCUPACIÓN "AUXILIAR
DE ENFERMERÍA EN GERIATRÍA", SEGÚN GUÍA DIDÁCTICA DEL INEM . Año 2002.


Realizado por el Instituto de Formación y Estudios Sociales (IFES), Dirección Territorial
de Andalucía, en colaboración con la Consejería de Empleo y Desarrollo Tecnológico de
la Junta de Andalucía y el Fondo Social Europeo.

Coordinación Ejecutiva del Proyecto y Dirección Didáctica:
Rosa María Peña Herves. Instituto de Formación y Estudios Sociales (IFES). Dirección Territorial de
Andalucía.
Asesoramiento Didáctico:
Amparo Martín Martín. Instituto de Formación y Estudios Sociales (IFES). Dirección Territorial de
Andalucía.

Coordinación del proyecto desde la Dirección General de Formación Profesional
Ocupacional de la Consejería de Empleo y Desarrollo Tecnológico:
María José Cañete Acosta.
Macarena Jiménez Varona.
Bartolomé Torres Cardona.

Con la colaboración de:
Cristina Garzón Rodríguez.
María Felisa Navarro García.
Carlos Bellerín Páez.
Blanca Macarena Mezquita Gayangos.
María Luján Japón Belmonte.

PRESENTACIÓN

El presente manual es resultado de la ejecución del programa denominado ELABORACIÓN DEL
MATERIAL DIDÁCTICO PARA LA OCUPACIÓN "AUXILIAR DE ENFERMERÍA EN GERIATRÍA",
SEGÚN GUÍA DIDÁCTICA DEL INEM.
Este programa, realizado por el Instituto de Formación y Estudios Sociales (IFES), Dirección
Territorial de Andalucía, y financiado por la Consejería de Empleo y Desarrollo Tecnológico de la
Junta de Andalucía y por el Fondo Social Europeo, se ejecuta al amparo del Decreto 204/1997, de 3
de septiembre por el que se establecen los programas de Formación Profesional Ocupacional de la
Junta de Andalucía 2001 (BOJA núm. 116 de 4 de octubre de 1997) y de la Orden de 12 de
diciembre de 2000, por la que se regula el mencionado Decreto, encuadrándose entre los
Programas de Mejora de la Formación Profesional Ocupacional, y tiene como fin favorecer la
adquisición de las competencias propias del Auxiliar de Enfermería en Geriatría de aquellos
trabajadores que deseen desarrollar su actividad profesional en esta ocupación, facilitándoles un
apoyo didáctico adecuado a la formación propuesta en la mencionada Guía Didáctica y
proporcionando a los profesores un instrumento que facilite su labor de impartición de las acciones
formativas correspondientes.
El Material Didáctico para la Ocupación "AUXILIAR DE ENFERMERÍA EN GERIATRÍA", según
Guía Didáctica del INEM (Código Saca30) consta de un Manual para el Alumno, una Guía
Didáctica para el Formador y un Material Complementario (en soporte CD-Rom).


DESCRIPCIÓN DEL MANUAL DEL ALUMNO.
El presente manual está concebido como material didáctico para uso específico de los
alumnos de los cursos y recoge una exposición exhaustiva y completa de los contenidos
teóricos previstos en la Guía didáctica del INEM para la ocupación de Auxiliar de
Enfermería en Geriatría (Código SACA30, según listado de especialidades de Formación
Profesional Ocupacional), los cuales se estructuran y presentan del siguiente modo:
Módulo de formación. Lo conforman la globalidad de conocimientos de los ámbitos
cognitivo, afectivo y psicomotor que capacitan al alumno para la realización adecuada
de las competencias propias de la ocupación. Cada módulo de formación está
constituido por diferentes unidades didácticas.
Unidad didáctica. Integra los conocimientos, habilidades y destrezas que capacitan
al alumno para desempeñar procesos implicados en la actuación profesional en el
puesto de trabajo.
- Cada una de las unidades didácticas del manual del alumno recoge una exposición
detallada y completa de los contenidos teóricos correspondientes divididos en
apartados diferentes, según distintos niveles de agrupamiento. El primer nivel hace
referencia a las unidades de contenido, las cuales constituyen una parcela
formativa que capacita para la ejecución de una actuación. Por tanto, el conjunto
de unidades de contenido componen las diferentes unidades didácticas.
- Además de esta exposición teórica de contenidos, cada unidad didáctica se
complementa con la realización de una serie de actividades prácticas cuya
ejecución será propuesta por el formador a los participantes en el momento que
éste lo considere oportuno, y que tienen como fin:
. complementar y afianzar los conocimientos teóricos adquiridos;
. proponer al alumno la reproducción de las funciones y competencias a desarrollar
en el puesto de trabajo real;
. servir de instrumento al proceso de evaluación continua de conocimientos y
habilidades adquiridas por los participantes.
- Tras el estudio teórico y práctico de los contenidos de la unidad didáctica, los
alumnos responderán, a propuesta del formador y en el momento que éste lo
indique, las cuestiones planteadas en el apartado Ejercicios de autoevaluación,

donde se recogen una serie de preguntas a resolver por el alumno que tienen
como fin:
. facilitar que éste afiance sus conocimientos teóricos y prácticos de la materia
estudiada a través de la reflexión individual o en grupo;
. permitirle comprobar por sí mismo el grado de asimilación de los conocimientos
por él adquiridos una vez compare sus propias respuestas con las recogidas en el
siguiente apartado de Ejercicios de autoevaluación. Soluciones a los
ejercicios, en el que se facilitan las respuestas correctas a las cuestiones
planteadas (éstas se editan en color azul claro). Hay casos en los que una
pregunta puede tener más de una respuesta correcta; cuando esto es así, en la
solución al ejercicio en concreto se indica este hecho con toda claridad.
Es importante que el alumno, una vez contestadas las preguntas y revisadas las
respuestas, plantee a la clase y/o al formador las dudas que le hayan podido surgir;
esto favorecerá la reflexión y el afianzamiento de los conceptos, técnicas,
estrategias, procedimientos, etc. de que en cada caso se trate.
-
La mayoría de las unidades didácticas recogen también un Glosario de términos
donde se definen los conceptos relevantes que han ido apareciendo a lo largo de la
exposición de contenidos. Este glosario tienen como fin facilitar al alumno el
recordar los términos especialmente destacados de la unidad didáctica, facilitando
así el afianzamiento de los conceptos y la comprensión de la materia expuesta.
-
Al final de la unidad didáctica aparece también el apartado llamado Bibliografía. En
él se relacionan todos los documentos utilizados para la elaboración de los
contenidos teóricos y prácticos que se tratan en la unidad y es de utilidad para
consultar dudas que hayan podido surgir durante el estudio de la materia o para
ampliar conceptos, técnicas, procedimientos, etc. sobre los que el alumno se haya
podido mostrar especialmente interesado.
-
La unidad didáctica cuenta también con un material complementario, presentado en
un CD-Rom, de referencia y apoyo tanto para el alumno como para el formador, que
incluye:
. documentos para la ampliación de los contenidos desarrollados;
. referencia de artículos especializados sobre la materia tratada;
. normativa
relacionada;

. material de apoyo a la realización de actividades prácticas;
. vínculos a páginas web relativas a la ocupación de Auxiliar de Enfermería en
Geriatría;
. direcciones web de interés para el alumno.
Todo lo recogido en este material complementario está referido a contenidos de
carácter profesional sobre la ocupación de Auxiliar de Enfermería en Geriatría y trata
materias diversas siempre relacionadas con lo estudiado en la unidad didáctica
correspondiente.




MÓDULO I.
ORGANIZACIÓN DE LOS RECURSOS MATERIALES EN UNA
UNIDAD / SERVICIO.


OBJETIVOS DEL MÓDULO.
CONTENIDOS.
UNIDAD DIDÁCTICA 1: ORGANIZACIÓN FUNCIONAL Y ORGÁNICA DE LOS
CENTROS SANITARIOS.
UNIDAD DIDÁCTICA 2: TIPOS DE DOCUMENTOS EN EL ÁMBITO SANITARIO.
UNIDAD DIDÁCTICA 3: GESTIÓN DE LOS RECURSOS MATERIALES EN UNA
UNIDAD/SERVICIO.


OBJETIVOS DEL MÓDULO.


OBJETIVO GENERAL DEL MÓDULO.
Poner en práctica los procedimientos y medidas adecuados para llevar a cabo de forma
satisfactoria, y dentro de las competencias del Auxiliar de Enfermería en Geriatría, la
organización y gestión de todos los recursos materiales de una Unidad / Servicio.
OBJETIVOS ESPECÍFICOS DEL MÓDULO.
Conocer el concepto de sistema de salud, de sus niveles de intervención y de los
servicios que oferta, así como los centros en los que éstos se dispensan y la
estructura orgánica y funcional de los más significativos.
Identificar y cumplimentar los diferentes documentos sanitarios y administrativos de
uso habitual para el Auxiliar de Enfermería en Geriatría y aplicar los sistemas de
archivo de documentación, tanto convencional como informatizada, relativos a los
mismos.
Realizar las actuaciones propias del Auxiliar de Enfermería en Geriatría en la gestión
de recursos materiales en un centro asistencial, atendiendo a las normas básicas de
seguridad y señalización para la prevención de riesgos laborales.


UNIDAD DIDÁCTICA 1:

ORGANIZACIÓN FUNCIONAL Y ORGÁNICA DE LOS CENTROS
SANITARIOS.


ÍNDICE DE LA UNIDAD DIDÁCTICA.
CONTENIDOS TEÓRICOS. ...................................................................................2
1. El Sistema Nacional de Salud (SNS). _____________________________2
1.1. Niveles de intervención en el Sistema Nacional de Salud. _________________ 3
1.1.1. Atención primaria. _________________________________________________ 3
1.1.2. Atención secundaria o especializada.___________________________________ 7
1.1.3. La asistencia especializada mediante servicios concertados. ________________ 9
2. Estructura orgánica de los centros sanitarios. Organigrama. _________10
2.1. Órganos de dirección de un hospital._________________________________ 10
2.1.1. Órganos unipersonales. ____________________________________________ 11
2.1.2. Órganos colegiados. _______________________________________________ 11
2.2. Órganos de dirección de un centro de salud. __________________________ 12
Ejercicios de AUTOEVALUACIÓN.......................................................................13
Ejercicios de AUTOEVALUACIÓN. Soluciones a los ejercicios...........................15
BIBLIOGRAFÍA. .................................................................................................18



1

CONTENIDOS TEÓRICOS.
1. El Sistema Nacional de Salud (SNS).
Los seres humanos siempre han sufrido, a lo largo de la Historia, problemas de salud que
les han llevado a la necesidad de buscar formas de resolverlos. Poco a poco, las
soluciones que encontradas han ido organizándose para ser cada vez más efectivas,
evolucionándose, de este modo, hasta conformar los sistemas sanitarios que
conocemos en nuestros días y que se podrían definir como una serie de recursos
organizados para dar respuesta a los problemas de salud de las personas.
Cada sociedad ordena su sistema sanitario dependiendo de diferentes factores, como sus
creencias, su historia, sus costumbres, su clima, su política, etc.
Normativa básica por la que se regula el Sistema Nacional de Salud en nuestro
país.
La Constitución de 1978 pone las bases para la organización del actual sistema de
sanitario español, estableciendo en su artículo 43 que "se reconoce el derecho a la
protección de la salud. Compete a los poderes públicos organizar y tutelar la salud
pública a través de medidas preventivas y de las prestaciones y servicios necesarios. Los
poderes públicos fomentarán también la educación sanitaria, la educación física y el
deporte. Asimismo, facilitarán la adecuada utilización del ocio."
Partiendo de esta base, se formulan las leyes que regulan la organización del sistema de
modo que se cumpla lo promulgado en la Constitución; así, se llega a la elaboración de
normativas como la Ley General de Sanidad de 1986, que aporta al Sistema Nacional de
Salud una serie de novedades respecto a las anteriores formas de entender el mismo:
- Concepción universal del sistema; sus beneficiarios serán todos los ciudadanos.
- Financiación pública del sistema: el Estado es el garante de la asistencia sanitaria.
- Concepción integral de la salud: no sólo atiende a acciones curativas, sino también a
las orientadas a la rehabilitación, la promoción de la salud, la prevención de la
enfermedad, la investigación, etc.
- Estructuración de competencias entre el Estado, las Comunidades Autónomas y los
Ayuntamientos.
- Regulación de la participación de la sanidad privada en el Sistema Nacional de Salud.


2

Características básicas del Sistema Nacional de Salud en nuestro país.
Nuestro Sistema Nacional de Salud (SNS) tiene las siguientes características básicas:
- Es universal, porque está dirigido a la totalidad de los ciudadanos españoles.
- Se basa en la promoción de la salud y la prevención de la enfermedad.
- Se ocupa también de la curación de la enfermedad, cuando ésta aparece, y de la
rehabilitación.
- Actúa de forma coordinada, integrando todos los recursos sanitarios.
- Está financiado públicamente.
- Está descentralizado mediante la transferencia de competencias a las distintas
Comunidades Autónomas.
1.1. Niveles de intervención en el Sistema Nacional de
Salud.
La asistencia sanitaria en nuestro país se presta incluyendo programas preventivos,
curativos, rehabilitadores, de higiene y de educación sanitaria y se organiza en dos
niveles: atención primaria y atención especializada.
1.1.1. Atención primaria.
Para la Organización Mundial de la Salud (OMS), la atención primaria consiste en "la
prestación de servicios sencillos y eficaces al alcance de todos los individuos y familias de
la comunidad y que contribuyen a mejorar las condiciones de salud de los mismos. Estos
servicios básicos deben ser no sólo de atención de las enfermedades más comunes, sino
también, y sobre todo, de medicina preventiva y de educación sanitaria. Estos servicios
serán proporcionales a los recursos de la comunidad y, por tanto, a un coste que pueda
soportar, y se realizarán con plena participación de la comunidad" (Conferencia de Alma-
Ata, 1978).
Se puede decir que la atención primaria es la puerta de acceso de los ciudadanos al SNS.
Es el nivel más cercano a ellos y en el que se resuelven los problemas de salud más
frecuentes (aproximadamente, el 80 % del total) que, por ser los más básicos, requieren
de poca especialización y recursos para ser atendidos de forma satisfactoria.



3

Este tipo de servicios atiende a los individuos, las familias y la comunidad mediante:
- Programas de promoción de la salud.
- Programas de prevención de la enfermedad.
- Programas asistenciales.
- Programas de rehabilitación.
1.1.1.1. Estructura orgánica y funcional de los servicios de atención primaria.
La estructura orgánica y funcional de los servicios de atención primaria es, básicamente,
la siguiente:
Área de salud. Es una división de carácter administrativo que suele corresponder con
una demarcación territorial.
Distrito: Es la unidad territorial de servicios sanitarios de atención primaria con
autonomía para la organización, administración, planificación y financiación de
servicios. El distrito está conformado por diversas Zonas Básicas de Salud.
Zona Básica de Salud. Cada una de ellas cuenta con un centro de salud en el que
se constituye un equipo de atención primaria formado por diferentes profesionales.
También dispone de consultorios locales en barrios o poblaciones lejanas al centro de
salud. Atiende a una población de entre 5.000 y 50.000 habitantes.
Centro de salud. Este tipo de centro sanitario desarrolla todas las acciones dirigidas
a la promoción de la salud, prevención de la enfermedad, curación y rehabilitación
individual, familiar y de la comunidad en la zona donde se ubica (zona básica de
salud), así como otras relacionadas con la higiene alimentaria, con el medio ambiente
y con otras actuaciones tendentes a garantizar la salud general de la población.
Los centros de salud constituyen la estructura física de consultas y servicios
asistenciales, así como los recursos materiales para la prestación de la atención.
Los servicios que oferta el centro de salud son de atención en régimen ambulatorio,
domiciliario y de urgencia:
- Asistencia sanitaria en consulta y en domicilio.
- Servicio de urgencias.
- Cirugía menor (verrugas, abscesos, uñas encarnadas, lipomas, papilomas, quistes
sebáceos...)

4

- Seguimiento del embarazo.
- Planificación familiar.
- Salud infantil (consulta pediátrica, vacunaciones, salud escolar,...)
- Salud pública.
- Salud mental.
- Fisioterapia / Rehabilitación.
- Seguimiento de pacientes.
- Servicio de enfermería.
Las funciones asistenciales son: preventiva, de promoción de la salud, curativa, de
educación sanitaria, de vigilancia sanitaria del medio, de salud laboral, de salud
mental y docentes.
Consultorios. Su función es la de ofrecer una estructura a la que los profesionales
sanitarios del centro de salud se puedan desplazar para atender a las poblaciones más
alejadas de los municipios de referencia. En ellos se realizan las tareas básicas de la
atención primaria.
Los consultorios pueden ser locales o auxiliares. Los consultorios locales se ubican en
poblaciones superiores a 1.500 habitantes, cuya distancia al municipio del que
dependen implica un tiempo de recorrido de más de 15 minutos. Los consultorios
auxiliares se ubican en aldeas más o menos aisladas, a una distancia que implica un
recorrido de más de 30 minutos.
Centros asistenciales especializados. En estos centros sólo se atienden
patologías determinadas o colectivos concretos de la población.
Equipo Básico de Atención Primaria. El equipo básico de atención primaria está
integrado por los siguientes profesionales:
- Médicos de familia.
- Enfermeros.
- Pediatras.
- Matronas.
- Diplomados Universitarios en Enfermería (DUE).
- Trabajadores sociales.

5

- Odontólogos.
- Veterinarios.
- Farmacéuticos.
- Fisioterapeutas.
- Psicólogos.
- Logopedas.
- Administrativos.
- Auxiliares de clínica o enfermería.
- Personal administrativo.
- Personal de servicios.
1.1.1.2. Servicios de atención primaria en la Comunidad Autónoma Andaluza.
Los Servicios de Atención Primaria en la Comunidad Autónoma Andaluza engloban:
Consulta de medicina general.
Atención a la tuberculosis.
Consulta pediátrica.
Atención en tratamiento anticoagulante oral.
Servicio de enfermería.
Inmunización contra la gripe.
Urgencias en el centro.
Inmunización contra el tétanos y la difteria.
Urgencias en el domicilio.
Inmunización contra la hepatitis B.
Educación maternal.
Cirugía menor.
Seguimiento del embarazo normal.
Detección precoz del cáncer de mama.
Atención puerperal.
Atención al climaterio.
Vacunaciones infantiles.
Atención y educación sexual a jóvenes.
Seguimiento de la salud infantil.
Salud mental.
Salud escolar.
Atención de personas en riesgo social.
Planificación familiar.
Tratamiento de procesos agudos bucodentales.
Atención al alta hospitalaria.
Seguimiento salud bucodental de las embarazadas.
Atención a personas inmovilizadas.
Sellado de fisuras a escolares entre 6 y 15 años.
Detección precoz de metabolopatías.
Obturación a escolares entre 6 y 15 años.
Atención a personas en situación
Deshabituación tabáquica / Atención a personas
terminal.
fumadoras.
Atención sanitaria a domicilio.
Fisioterapia/Rehabilitación.
Atención de ancianos en riesgo.
Centros de enfermedades de transmisión sexual.
Atención de ancianos residentes en
Control establecimientos públicos no alimentarios
instituciones.
(EPNA).
Atención en hipertensión arterial.
Control de aguas de consumo.
Atención de personas con diabetes.
Higiene de los alimentos.
Atención de personas con EPOC/OCFA.
Vigilancia epidemiológica.
Atención de personas VIH +.
Control de zonas de baño continentales y marítimas.
Atención de personas con asma.
Saneamiento ambiental (Control de residuos sólidos,
líquidos y gaseosos).
Atención a personas polimedicadas.

Fuente: Servicio Andaluz de Salud (SAS).
http://www.juntadeandalucia.es/servicioandaluzdesalud/
Nota: Información más detallada sobre estos servicios se puede encontrar en el material
complementario a esta unidad didáctica.

6

1.1.2. Atención secundaria o especializada.
La atención propia del nivel de atención secundaria se denomina especializada. Desde
este nivel se atienden los problemas de salud más complejos que requieren mayor
especialización profesional e infraestructuras arquitectónicas, diagnósticas y terapéuticas
más específicas. Es dispensada por médicos que, una vez terminada su carrera, hacen
una especialidad en alguna de las distintas ramas de la Medicina.
1.1.2.1.
Estructura orgánica y funcional en atención secundaria o
especializada.
La asistencia especializada se realiza tanto desde consultas externas como en régimen de
internamiento en hospital, dependiendo del tipo de atención que requiera el paciente. Las
consultas externas pueden estar ubicadas en los mismos hospitales o en centros
periféricos de especialidades dependientes de éstos.
La atención secundaria o especializada se estructura del siguiente modo:
Hospitales. La Organización Mundial de la Salud (1946) define hospital como "la
parte integrante de una organización médica y social cuya misión consiste en
proporcionar a la población una asistencia médico - sanitaria completa, tanto curativa
como preventiva, y cuyos servicios llegan hasta el ámbito familiar. El hospital es
también un centro de formación de personal sanitario y de investigación biosocial".
Por su parte, la Ley General de Sanidad lo define como "el establecimiento encargado
tanto del internamiento clínico como de la asistencia especializada y complementaria
que requiera su zona de influencia".
Cada Área de Salud cuenta con un hospital cuya su misión es dispensar la asistencia
especializada que demanda su zona de influencia. Son las únicas instituciones del
sistema que prestan asistencia especializada en régimen de internamiento. Además,
suelen desempeñar labores de formación para los nuevos facultativos.
Hospitales de especialidades. Los hospitales de especialidades son los que
desarrollan su actividad centrándose en una patología concreta; por ejemplo, los
hospitales psiquiátricos, hospitales de enfermedades respiratorias, hospitales
oncológicos, hospitales materno-infantiles, etc.




7

1.1.2.2. Servicios de atención especializada en la Comunidad Autónoma
Andaluza.
Los Servicios de Atención Especializada en la Comunidad Autónoma Andaluza
engloban:
Área médica
Alergología.
Neumología.

Aparato
Digestivo.
Neurología.
Cardiología.
Oncología
Médica.

Endocrinología y Nutrición.
Pediatría.

Hematología y Hemoterapia.
Psiquiatría.
Medicina
Interna.
Reumatología.
Nefrología.

Unidades de: Coronarias, Electrofisiología Cardíaca, Rehabilitación Cardíaca, Hipertensión, Arritmias,
Marcapasos, Hepatología, Hemodiálisis y Diálisis Domiciliaria, Diabetes, Geriatría, Estudio del Sueño, Hospital
de Día Médico (Hematológico, Oncológico e Infeccioso), Estomatología, Neonatología, Salud Mental Infantil,
Hospitalización Domiciliaria y Desintoxicación.
Área quirúrgica

Angiología y Cirugía Vascular.
Dermatología Médico-Quirúrgica.

Cirugía cardio-vascular y Cardíaca
Neurocirugía.
Pedriática.

Cirugía General y de Aparato Digestivo.
Obstetricia y Ginecología.

Cirugía Oral y Máxilo-Facial.
Oftalmología.

Cirugía Pediátrica.
O.R.L.

Cirugía Plástica.
Traumatología y Cirugía Ortopédica.
Cirugía
Torácica.
Urología.
Unidades de: Quemados, Patología Mamaria, Radiocirugía Esterotáxica, Cirugía Experimental, Reproducción
Humana, Planificación Familiar, Vitrectomía, Fisiopatología Fetal, Laparoscopia y Odontología.
Área de servicios centrales de diagnóstico y tratamiento

Análisis clínicos.
Farmacología Clínica.

Anatomía patológica.
Farmacia Hospitalaria.

Bioquímica Clínica.
Física y Protección Radiológica.
Inmunología.
Medicina
Nuclear.

Microbiología y Parasitología.
Medicina Preventiva y Salud Laboral.

Anestesiología y Reanimación.
Neurofisiología Clínica.

Cuidados Críticos y Urgencias.
Oncología Radioterápica.

Cuidados Intensivos Pedriáticos.
Rehabilitación.
Unidades de: Logopedia, Parapléjicos, Genética, Diagnóstico Prenatal, Tratamiento del Dolor, Metabolopatías
y Laboratorios RIA.
Dispositivos Integrados de Gestión de la Atención al Usuario (D.I.G.A.)

Información.
Orientación y Apoyo Social (Unidad Trabajo
Social).

Reclamaciones y Sugerencias.
Unidad Técnica (Estadísticas, Encuestas,...)

Cita Previa y Gestión de Demoras.
Documentación Clínica.

Admisión de Hospitalización.
Prestaciones Socio - Sanitarias.
Extracción y trasplante de órganos y tejidos
Centros de Transfusión

Promoción de la donación.
Distribución.

Extracción de sangre.
Procesamiento de Tejidos.

Producción de Componentes.
Laboratorio.

Producción de Reactivos.

Fuente: Servicio Andaluz de Salud (SAS).
http://www.juntadeandalucia.es/servicioandaluzdesalud/
Nota: Información más detallada sobre estos servicios se puede encontrar en el material
complementario a esta unidad didáctica.

8

1.1.3.
La asistencia especializada mediante servicios
concertados.
La Administración Pública tiene el deber de garantizar las prestaciones sanitarias a todos
los ciudadanos y esto puede hacerlo con recursos propios o concertados. Mediante la
alternativa de los conciertos, el Servicio de Salud interviene como entidad gestora
garantizando determinadas prestaciones a través de otras entidades. El papel de la
Administración en estos casos consiste en articular dichos conciertos, controlar la
correcta ejecución de los servicios y abonar el importe concertado a las empresas o
entidades suministradoras. Algunos ejemplos de servicios concertados con entidades
privadas son:
- Cirugía ambulatoria.
- Pruebas complementarias, principalmente radiodiagnóstico.
- Hospitalización.
- Servicio de transporte en ambulancia desde el domicilio al hospital y viceversa si por
medios habituales no puede hacerlo.
- Servicio de oxigenoterapia en domicilio.
- Servicio de hemodiálisis.

SISTEMA NACIONAL DE SALUD
NIVELES DE ATENCIÓN
ATENCION PRIMARIA
ATENCION ESPECIALIZADA
DEMARCACIÓN / ÁMBITO
Zona Básica de Salud.
Área de Salud.
TIPOS DE CENTROS DE
Centros de Salud.
Consultorios.
Hospitales y Centros de
ATENCION
Especialidades.
Centros Asistenciales Especializados.
USUARIOS / CLIENTES
Individuo, familia, comunidad.
Individuo, principalmente.
Educación para la salud.
OBJETIVOS / CONTENIDOS Prevención de la enfermedad.
Asistencia más compleja. Alta
Promoción de la salud.
especialización.
Asistencia básica.
Médico de familia, enfermeros, auxiliares, Médicos especialistas, equipos
pediatras, matronas, trabajadores
RECURSOS HUMANOS
sociales, odontólogos, veterinarios,
de enfermería, trabajadores
sociales, farmacéuticos,
farmacéuticos, fisioterapéutas,
psicólogos, logopedas, administrativos,... personal no sanitario...

Coordinación a través del Área de Salud, como instancia superior,
que integra ambos niveles.

9

2.
Estructura orgánica de los centros sanitarios.
Organigrama.
Todas las organizaciones tienen una estructura interna. Esta estructura permite
relacionar entre sí las distintas áreas, unidades o partes que componen la totalidad de la
organización.
La estructura de una organización se puede representar por medio de un organigrama,
en el que se diferencian los distintos niveles jerárquicos, así como las funciones, la
relación y la conexión entre unas partes de la misma y otras.
Dependiendo de la concepción más o menos participativa o directiva de la estructura de
una organización, el organigrama que la representa puede tener formas diferentes. En
las que predomina el carácter directivo, habrá menos participación y la representación
gráfica responderá a una estructura más piramidal donde las decisiones dependen de
muy pocos o incluso de una sola persona. En cambio, donde el sistema de trabajo sea
mucho más participativo, la representación gráfica de la estructura organizativa
responderá más a una estructura horizontal.
En los centros sanitarios existen distintos servicios, unidades, etc., con cometidos
diferentes que funcionan de modo interdependiente y coordinado, conformando la
estructura orgánica del centro, la cual también se puede representar por medio de un
organigrama.
2.1. Órganos de dirección de un hospital.
En un hospital existen varios órganos de dirección que pueden recibir denominaciones
diferentes. Según la terminología del INSALUD, que es la que utilizaremos aquí, estos
órganos son:
- Los órganos unipersonales.
- Los órganos colegiados.






10

2.1.1. Órganos unipersonales.
Los órganos unipersonales en un hospital son aquéllos representados por una persona
física. Estos órganos son:
- Gerente. Es el órgano unipersonal de mayor rango en la estructura jerárquica del
hospital y la máxima autoridad tanto en éste como en los Centros que de él
dependen. Su función es la de llevar a cabo el plan general de funcionamiento
(aspectos organizativos, financieros, programas de actuación,...)
- Directores de división: son los responsables del funcionamiento de su división
dentro del hospital. Las divisiones son las tres grandes áreas en las que se organiza
todo el trabajo, servicios y actividades del hospital:
. División médica: con un director médico y un subdirector. Por debajo de ellos
están los jefes de servicio y los jefes de sección.
. División de enfermería: con un director de enfermería y un subdirector. De ellos
dependen los supervisores de enfermería y de éstos, los enfermeros y enfermeras
y el personal sanitario no facultativo (auxiliares de clínica o enfermería).
. División de gestión y servicios integrales: económico-administrativa y servicios
generales.
2.1.2. Órganos colegiados.
Estos órganos están formados por un grupo de personas y son los siguientes:
- Comisión de Dirección: en ella están representadas todas las áreas de trabajo del
hospital; es decir, la médica, la de enfermería y la administrativa o de gestión.
También la conforman miembros de los representantes de los trabajadores.
- Junta Facultativa: representa, fundamentalmente, al cuerpo facultativo del hospital
de distintas áreas funcionales (quirúrgica, médica, tocoginecología y pediatría,
anestesiología,...)
- Junta de Enfermería: en ella está representado el personal de enfermería,
incluyendo los auxiliares.
- Comisión de Participación: colabora en la planificación, control y evaluación de los
servicios.


11

2.2. Órganos de dirección de un centro de salud.
En los centros de salud, los órganos de dirección son:
- Director: es el último responsable del funcionamiento del centro de salud y el
interlocutor entre la dinámica asistencial del propio centro y el distrito sanitario al que
pertenece. Su misión consiste en organizar el equipo humano y los recursos
materiales de que dispone para dispensar la asistencia sanitaria, hacer funcionar los
programas propios del centro, atender las demandas de los usuarios y coordinar las
relaciones con entidades del mismo.
- Coordinador de Enfermería: trabaja en estrecha colaboración con el director del
centro. Su misión consiste en coordinar el trabajo del personal de su área,
principalmente enfermeros y auxiliares.


12

Ejercicios de AUTOEVALUACIÓN.
1. Señala las características fundamentales del Sistema Nacional de Salud.

2. Señala la diferencia fundamental entre la atención primaria y la atención
especializada.

3. Enumera seis de los servicios que se prestan desde la atención primaria de
salud.

4. De los siguientes servicios, señala cuáles de ellos corresponden a atención
primaria y cuáles a atención especializada.
Atención a personas en situación terminal.

Atención a personas inmovilizadas.

Cirugía menor.

Cirugía Vascular.

Consulta de Endocrinología y Nutrición.

Consulta de Medicina General.

Consulta de Nefrología.

Atención de ancianos en riesgo.

Atención de personas con EPOC/OCFA.

Consulta de Neurología.

Atención de ancianos residentes en instituciones.

Consulta de Oncología Médica.

Atención a personas polimedicadas.

Atención de personas con hipertensión arterial, diabetes o asma.
Atención sanitaria a domicilio.

Consulta de Psiquiatría.

Dermatología Médico-Quirúrgica.

Fisioterapia/Rehabilitación.

Oftalmología.

Inmunización contra la gripe.

Urgencias en el centro.

Consulta de Cardiología.

Salud mental.

Servicio de enfermería.

Traumatología y Cirugía Ortopédica.

Urología.

Urgencias en el domicilio.




13

5. ¿Dónde se presta la atención primaria en nuestro sistema de salud? ¿Y la
secundaria o especializada?


6. Indica, al menos, tres funciones asistenciales de un Centro de Salud.


7. ¿Cuáles son los órganos de dirección en un hospital? ¿Participa el personal
auxiliar de enfermería en alguno de ellos? En caso afirmativo, indica en
cuál o cuáles.





14

Ejercicios de AUTOEVALUACIÓN. Soluciones a los
ejercicios.
1. Señala las características fundamentales del Sistema Nacional de Salud.
- Es universal porque está dirigido a la totalidad de los ciudadanos españoles.
- Se basa en la promoción de la salud y la prevención de la enfermedad.
- Se ocupa también de la curación de la enfermedad, cuando ésta aparece, y de la
rehabilitación.
- Actúa de forma coordinada, integrando todos los recursos sanitarios.
- Está financiado públicamente
- Está descentralizado mediante la transferencia de competencias a las distintas
Comunidades Autónomas.
2. Señala la diferencia fundamental entre la atención primaria y la atención
especializada.
La atención primaria es el nivel más cercano a los ciudadanos, donde se resuelven
los problemas de salud más frecuentes que, por ser los más básicos, requieren de
poca especialización y recursos para ser atendidos de forma satisfactoria.
En atención especializada se atienden los problemas de salud más complejos que
requieren mayor especialización profesional e infraestructuras arquitectónicas,
diagnósticas y terapéuticas más específicas.
3. Enumera seis de los servicios que se prestan desde la atención primaria de
salud.
- Asistencia sanitaria en consulta y en domicilio.
- Servicio de urgencias.
- Cirugía menor (verrugas, abscesos uñas encarnadas, lipomas, papilomas, quistes
sebáceos...)
- Seguimiento del embarazo.
- Planificación familiar.
- Salud infantil (consulta pediátrica, vacunaciones, salud escolar,...)
- Salud pública.
- Salud mental.
- Fisioterapia/Rehabilitación.
- Seguimiento de pacientes.
- Servicio de enfermería.

DEBERÁN MENCIONARSE, AL MENOS, SEIS DE LOS SERVICIOS SEÑALADOS.





15


4. De los siguientes servicios, señala cuáles de ellos corresponden a atención
primaria y cuáles a atención especializada.
Atención a personas en situación terminal.
Atención Primaria
Atención a personas inmovilizadas.
Atención Primaria
Cirugía menor.
Atención Primaria
Cirugía Vascular.
Atención Especializada
Consulta de Endocrinología y Nutrición.
Atención Especializada
Consulta de Medicina General.
Atención Primaria
Consulta de Nefrología.
Atención Especializada
Atención de ancianos en riesgo.
Atención Primaria
Atención de personas con EPOC/OCFA.
Atención Primaria
Consulta de Neurología.
Atención Especializada
Atención de ancianos residentes en instituciones.
Atención Primaria
Consulta de Oncología Médica.
Atención Especializada
Atención a personas polimedicadas.
Atención Primaria
Atención de personas con hipertensión arterial, diabetes o asma. Atención Primaria
Atención sanitaria a domicilio.
Atención Primaria
Consulta de Psiquiatría.
Atención Especializada
Dermatología Médico-Quirúrgica.
Atención Especializada
Fisioterapia/Rehabilitación.
Atención Primaria
Oftalmología.
Atención Especializada
Inmunización contra la gripe
Atención Primaria
Urgencias en el centro.
Atención Primaria
Consulta de Cardiología.
Atención Especializada
Salud mental.
Atención Primaria
Servicio de enfermería.
Atención Primaria
Traumatología y Cirugía Ortopédica.
Atención Especializada
Urología.
Atención Especializada
Urgencias en el domicilio.
Atención Primaria

5. ¿Dónde se presta la atención primaria en nuestro sistema de salud? ¿Y la
secundaria o especializada?
Atención primaria: en centros de salud, consultorios o centros asistenciales
especializados.
Atención especializada: en hospitales y en centros de atención especializada.
6. Indica, al menos, tres funciones asistenciales de un Centro de Salud.
Preventiva, de promoción de la salud, curativa, de educación sanitaria, de vigilancia
sanitaria del medio, de salud laboral, de salud mental y docentes.

DEBERÁN MENCIONARSE, AL MENOS, TRES DE LAS FUNCIONES SEÑALADAS.




16

7. ¿Cuáles son los órganos de dirección en un hospital? ¿Participa el personal
auxiliar de enfermería en alguno de ellos? En caso afirmativo, indica en
cuál o cuáles.
Órganos de dirección unipersonales: Gerente, director médico, director de
enfermería y director de gestión y servicios integrales.
Órganos de dirección colegiados: Comisión de dirección, junta facultativa, junta de
enfermería y comisión de participación.
El personal auxiliar participa en la Junta de Enfermería.

17

BIBLIOGRAFÍA.
Auxiliares de Enfermería del SAS. Materia específica. Temario. Vol. II. Beltrán Chacón,
A y Ponce Blandón, J.A. Ed. CEDITAN/ALGAIDA. Sevilla. 1998.
Decreto 105/1.986, de 11 de junio, sobre Ordenación de la Asistencia Especializada y
Órganos de Dirección de los Hospitales Andaluces".
Decreto 105/1.986, de 11 de junio, sobre Ordenación de la Asistencia Especializada y
Órganos de Dirección de los Hospitales Andaluces".
Decreto 245/2000, de 31 de Mayo, por el que se establece la Estructura Orgánica
Básica de la Consejería de Salud, donde se incluye igualmente la estructura orgánica
básica del Servicio Andaluz de Salud, con las competencias atribuidas a sus principales
órganos directivos.
Decreto 462/1996, de 8 de octubre, por el que se modifica el Decreto 105/1986.
Ley 14/1986, de 25 de abril, General de Sanidad.
Ley 2/1988, de 15 de junio, de Salud de Andalucía.
Manual de Legislación Sanitaria. Confederación General del Trabajo. Madrid. 1988.
Manual de Orientación al Personal de Nueva Incorporación. (Documento interno del
Hospital de Rehabilitación y Traumatología de Sevilla) elaborado por la Dirección de
Enfermería.
Manual de Psicología de la Organización. Pp. 129... Ansfried B. Weinert. Herder.
Barcelona. 1985.
Metodología para el diseño y elaboración de una memoria profesional y entrenamiento
en entrevistas de selección. Escuela Andaluza de Salud Pública. Junta de Andalucía.
2002.
Operaciones Administrativas y Documentación Sanitaria. Colina Torralva, J; Rodríguez
Gómez, D. Ed. MASSO, S.A. Barcelona. 1999.
Operaciones Administrativas y Documentación Sanitaria. García Pascual, M.E; Hidalgo
Ruiz, B; Alonso Niño, C; y Abascal Altuzarra, M.L. (coordinadora);. Algaida Ediciones,
S.A. Madrid. 1999.

18

Orden de 7 de Junio de 2002, de la Consejería de Salud, por la que se actualiza el
Mapa de Atención Primaria de Salud de Andalucía.
Psicología de la Organización. Peiró, J.M.- Tomo 2. Pp. 289-339. Uned. 1984.
Real Decreto 127/1984, de 11 de enero, que regula la formación especializada y la
obtención del título de especialista.
Real Decreto 521/1987 sobre estructura, organización y funcionamiento de los
hospitales gestionados por el Insalud.
The structuring of organizations. A synthesis of the research. Mintzberg, H.
Englewood Cliffs. Prentice Hall, inc. 1979.


19

UNIDAD DIDÁCTICA 2:

TIPOS DE DOCUMENTOS EN EL ÁMBITO SANITARIO.



ÍNDICE DE LA UNIDAD DIDÁCTICA.
CONTENIDOS TEÓRICOS. ...................................................................................2
1. Documentación en el ámbito sanitario. ___________________________2
1.1. Documentación sanitaria. La historia clínica. ____________________________ 3
1.2. Documentación administrativa. _____________________________________ 18
2. Demanda de atención sanitaria por parte del paciente. _____________21
2.1. Petición de citas y citación de pacientes. ______________________________ 21
2.2. Consulta a demanda. _____________________________________________ 22
2.3. Visita domiciliaria. ________________________________________________ 23
2.4. Servicio de urgencias. _____________________________________________ 23
2.5. Órdenes de prioridad en la atención. _________________________________ 24
3. Archivo de la documentación. _________________________________24
3.1. Métodos de archivo. ______________________________________________ 25
Ejercicios de AUTOEVALUACIÓN.......................................................................28
Ejercicios de AUTOEVALUACIÓN. Soluciones a los ejercicios...........................30
GLOSARIO DE TÉRMINOS. ................................................................................33
BIBLIOGRAFÍA. .................................................................................................34


1

CONTENIDOS TEÓRICOS.
1. Documentación en el ámbito sanitario.
En el ámbito sanitario podemos distinguir dos tipos de documentos:
Documentos sanitarios: aquéllos que se engloban dentro del expediente del
enfermo o la historia clínica y se refieren a datos sobre antecedentes personales,
pruebas diagnósticas, tratamientos, etc.
Documentos administrativos: aquéllos en los que se recogen los datos relativos a
determinadas actividades de enfermería que no están relacionadas directamente con
la asistencia al paciente; por ejemplo, el informe de petición de fármacos.
Para cumplimentar cualquier tipo de documento, sanitario o no, deben seguirse las
siguientes pautas:
- Brevedad. Deben anotarse los datos más relevantes sin obviar ninguno, pero evitando
información innecesaria con el fin de dar al documento operatividad.
- Exactitud. Deben cumplimentarse los registros con precisión y seguridad; los errores
en documentos como éstos (por ejemplo, en el apellido de un paciente) pueden tener
consecuencias muy graves, además de repercusiones legales.
- Deletreo claro (legible). Aunque muchos documentos están informatizados, aún hay
bastantes que deben ser escritos a mano. En estos casos, deben rellenarse con letra
clara y escritura correcta para que puedan ser fácilmente entendidos por todo el
personal al que vayan dirigidos, evitando así errores de interpretación.
- Firma. Para que un documento sea considerado válido debe ir firmado; de esta forma,
conoceremos el autor y su procedencia y podremos remitirnos a él en caso de que
tengamos alguna duda o necesitemos alguna aclaración.
- Fecha. Ha de incluirse siempre en el documento, ya que nos aporta información de la
antigüedad del mismo dando una importante referencia de tiempo.
En la mayoría de las ocasiones, un mismo documento será cumplimentado por más de un
profesional sanitario (auxiliar, DUE, médico,...) Siempre que un profesional escriba algo
en un documento, debe especificar el puesto que ocupa y la fecha de la anotación.
Además, siempre deberá firmarlo.

2

1.1. Documentación sanitaria. La historia clínica.
La historia clínica es el conjunto de datos personales del paciente, así como otros
documentos (informes médicos, resultados de pruebas, etc.) relacionados con un
enfermo. Debe contener los antecedentes, la evolución del paciente y las pruebas a las
que se le haya sometido. Es de gran importancia mantener la historia clínica al día para
evaluar el estado actual del paciente y ver la progresión de su estado de salud.
Las razones por las que se hace la historia clínica de un paciente son:
Comunicación. Al ser un documento escrito se evitan errores y malentendidos
permitiendo una mejor transmisión de la información de unos profesionales a otros.
La historia clínica ayuda al personal facultativo a consultar y cambiar diagnósticos,
tratamientos, etc; y al personal de enfermería, a revisar y modificar planes de
cuidados.
Documentación legal. La historia clínica se considera un documento legal y puede
incluso ser presentado como prueba en un juicio, de ahí la importancia de registrar en
ella absolutamente todas las intervenciones que hagamos sobre el paciente.
Investigación. Proporciona datos sobre respuestas a determinados medicamentos,
evolución ante diferentes tratamientos, factores de riesgo, influencia de los
antecedentes personales sobre el desarrollo de determinadas patologías, etc. Así, el
estudio de la historia clínica puede servir para descubrir relaciones causa-efecto, para
averiguar y combatir los efectos de determinados factores sobre una población y, en
definitiva, para ampliar el campo de conocimientos que se tienen sobre el estado de
salud del individuo.
Estadística. Desde este punto de vista, es un documento muy valioso, ya que nos
permite ver los datos de un conjunto de forma global. Se pueden obtener información
sobre índices de natalidad, mortalidad, consumo de narcóticos, número de enfermos
con una determinada patología,... Este punto es importante para el control
epidemiológico de las enfermedades y la detección precoz de posibles brotes,
permitiendo la aplicación de medidas preventivas, además de una actuación más
rápida y eficaz.
Revisión. La historia clínica es un documento que debe ser revisado periódicamente
para valorar la evolución del paciente: si hay mejoría o empeoramiento, si se
producen recaídas, etc.

3

La historia clínica puede incluir una serie de documentos que variarán de una
ocasión a otra, dependiendo de las circunstancias de cada paciente. Por ejemplo, no
todas las historias clínicas contendrán certificado de defunción u hoja de intervención
quirúrgica. Los más significativos son los siguientes:
Ficha.
Cuando el paciente se dirige por primera vez a una consulta intra o extrahospitalaria, el
personal de enfermería cumplimenta un documento llamado ficha. Esta ficha es la
primera toma de contacto entre la entidad sanitaria y el paciente y supone la inclusión de
un nuevo enfermo en el cupo de la consulta; es decir, en el número de pacientes
asignados a un determinado profesional.
En la ficha deben recogerse los siguientes datos:
- datos personales básicos;
- número de la Seguridad Social;
- número de la historia clínica que se le haya asignado en esa consulta;
- fecha de la siguiente consulta, en su caso.
Hoja de anamnesis.
La hoja de anamnesis es una parte de la historia clínica donde se recogen todos los datos
personales, hereditarios y familiares del paciente, así como los hechos que le han llevado
a acudir a la consulta.
La anamnesis consta de:
Datos de la historia. Éstos son:
- el número de historia;
- el número de la Seguridad Social;
- fecha de creación de la historia.
Datos personales. Se recogen los siguientes:
- nombre y apellidos;
- domicilio;
- teléfono;
- fecha y lugar de nacimiento;
- situación laboral;

4

- estado civil;
- tiempo de residencia en la localidad.
Antecedentes familiares. Debe realizarse una composición familiar mediante un
árbol genealógico, indicando:
- patologías de la familia;
- fallecimientos y sus causas;
- enfermedades hereditarias existentes;
- otros datos que se consideren de interés.
Antecedentes personales. En este apartado se recoge la "vida" clínica del paciente.
Deben registrarse:
- las hospitalizaciones o las intervenciones quirúrgicas a las que haya sido sometido;
- las patologías que padece o ha padecido;
- en el caso de las mujeres, los antecedentes gineco-obstétricos (embarazos,
abortos, ...)
- otros datos de interés considerados críticos, como alergias, medicamentos
contraindicados y biografía vacunal.
Hábitos de interés sanitario. Este apartado aporta información sobre la relación
individuo-medio, ya que aquí se anotan los datos relevantes sobre la forma de vida
del paciente. Estos datos son:
- tabaco;
- alcohol;
- drogas;
- tipo de dieta;
- ejercicio físico, etc.
Actividad laboral. Recoge información sobre:
- ocupación actual del paciente;
- trabajos anteriores;
- riesgos laborales a los que puede estar sometido, como los ruidos, las radiaciones,
humos, agentes químicos, etc.
Nivel de instrucción. Aquí se recogerán datos sobre el nivel de estudios del
paciente.

5

Historia de la enfermedad actual. En este apartado anotaremos la descripción que
nos haga el enfermo de lo que le ocurre. Es importante que logremos concretar la
fecha en que notó los primeros síntomas y cómo éstos han ido evolucionado con el
tiempo.
Hoja de exploración.
En esta hoja se anota todo lo referente al reconocimiento que el personal sanitario
practica al paciente, así como las distintas pruebas que se le han realizado (analítica,
EKG, etc.)
Hoja de evolución.
Este documento recoge la evolución del paciente, cómo está reaccionando a los
tratamientos aplicados, si aparece alguna complicación, etc. Se usa tanto en atención
primaria como atención especializada, pero es diferente en cada ámbito: en el hospital se
hace a diario; en los centros de atención primaria, se rellena cada vez que el paciente
acude a la consulta.
Hoja de tratamiento.
En esta hoja, común a todos los servicios de salud, se anotarán los fármacos que se le
hayan prescrito al paciente, así como las pruebas diagnósticas que se le vayan a realizar.
Hoja de informes de laboratorio.
Aquí se incluyen los resultados obtenidos en las pruebas complementarias que se le
hayan realizado al paciente.
Hoja de derivación.
Este documento se utiliza cuando el profesional sanitario desea que el paciente sea
atendido por otros profesionales. Para ello, deberá especificar los motivos de la
derivación e incluir un resumen de su historia clínica. Es conveniente que tanto consultor
como consultado se queden con una copia de este documento.
Registro de enfermería.
Este documento lo cumplimenta el personal de enfermería. En él se incluye:
Valoración inicial. Esta valoración debe hacerse teniendo en cuenta las necesidades
básicas del paciente y detectando los déficits que pueden aparecer.


6

Diagnóstico de enfermería. Describe problemas de salud reales y/o potenciales
sobre los que puede actuar el profesional de enfermería. Son diagnósticos dinámicos,
ya que varían con el tiempo y, además, múltiples. Nos van a servir para la posterior
elaboración de los planes de cuidados.
Plan de cuidados. Es el conjunto de actuaciones que deben llevar a cabo los
profesionales de enfermería para solucionar los problemas detectados en la valoración
inicial.
Hoja de administración de medicamentos. En esta hoja se anotarán todos los
medicamentos que se administran al paciente y es copiada de la hoja de tratamiento.
Se especificarán las pautas de administración, la vía y la dosis, así como la aparición
de reacciones adversas en el caso de que existieran.
Este documento es exclusivo del registro de enfermería cuando el paciente está
hospitalizado.
Hoja de constantes. Registra las constantes vitales (respiración, temperatura,
tensión arterial y pulso).
En caso de hospitalización, las medidas de éstas son tomadas diariamente y, para una
mejor visualización de la progresión, se grafican los datos. En atención primaria la
toma de medidas se hace de manera periódica.
Hoja de intervención quirúrgica.
Este documento se compone de dos partes: una, a ser cumplimentada por el cirujano; y
otra, por el anestesista.
El cirujano indicará su nombre y el de sus ayudantes, así como el del anestesista.
También debe rellenar lo que se conoce como protocolo de intervención, que es un
apartado donde debe incluirse la siguiente información:
- posición del paciente;
- lugar a operar y modo de acceso al mismo;
- tipo de intervención y técnica empleada;
- drenajes colocados y si se mantienen o no tras la operación;
- medicamentos administrados y dosis;
- complicaciones durante la intervención;
- evolución de la intervención quirúrgica.

7

En cuanto al anestesista, debe anotar:
- premedicación; esto es, la medicación que se le pone al paciente antes de entrar al
quirófano (el anestesista debe valorar el efecto de la misma y reflejarlo en este
documento);
- estado físico general del paciente (el anestesista hará una revisión por aparatos);
- tipo de anestesia empleada y formas de administración;
- control de constantes y su evolución durante la intervención quirúrgica.
Estos documentos son específicos del hospital, ya que no se realizan intervenciones en
los servicios de atención primaria.
Informe clínico de alta.
Una vez finalizadas las atenciones al paciente, se le dará el alta. Este alta puede ser por
mejoría o curación del proceso patológico o por defunción.
También puede ser voluntaria. En este caso, el paciente solicita su alta al personal
facultativo. Para que le sea concedida, el enfermo debe ser mayor de edad, mantener
intactas las facultades mentales y tener una patología que no suponga un riesgo de
contagio para el resto de la población.
En todos los casos, el profesional facultativo deberá rellenar el informe clínico de alta,
donde indicará:
- datos personales;
- fecha de ingreso y resumen de la historia clínica;
- diagnóstico;
- evolución del estado de salud del paciente;
- tratamiento que le ha sido aplicado durante su enfermedad y, si fuese necesario, el
tratamiento de continuación tras el alta;
- plan de cuidados que necesita tras el alta, si lo hubiera;
- resultados de las pruebas que le hayan sido realizadas;
- todas las incidencias acaecidas en el transcurso de su patología;
- fecha de alta y motivo de la misma.



8

Autorizaciones.
Son una serie de documentos que el paciente debe firmar cuando se le va a realizar
alguna intervención o prueba diagnóstica que suponga un riesgo para su vida.
Certificado de defunción.
Es un documento legal que debe rellenarse cada vez que se produce un fallecimiento y
que tiene que estar firmado por el médico que ha determinado la muerte. Normalmente,
se archiva una copia en el organismo gubernamental correspondiente y otra se entrega a
la familia para la resolución de trámites legales.
Informe de urgencias.
Este informe debe ser cumplimentado por el personal facultativo en los casos en los que
el paciente acuda a un servicio de urgencias.
En él debe indicarse:
- fecha y motivo de la consulta;
- constantes vitales y alergias;
- diagnóstico;
- pruebas a realizar y resultados de las mismas;
- tratamiento;
- destino del paciente: ingreso, alta, derivación a otra unidad,...
La historia clínica contiene datos confidenciales del paciente que sólo pueden ser
sacados a la luz con el consentimiento de éste. Por otra parte, aunque este documento
pertenece al centro asistencial, el enfermo tiene derecho a conocer los datos registrados
en él.

9

MODELOS DE DOCUMENTACIÓN SANITARIA

FICHA

1º apellido

2º apellido



Nombre

Fecha nacimiento



Nº Seguridad Social

Nº Historia


Domicilio




Médico
Resumen de diagnósticos

























Pensionista





Régimen
General


























Cambios de Domicilio























































Días












Medicación recetada















10


HOJA DE ANAMNESIS


Nombre y apellidos
D.N.I.

Domicilio

Teléfono

Lugar de nacimiento
Fecha de nacimiento
Provincia






Nº de Historia
Fecha apertura
Estado civil

Situación






Soltero

Activo


Nº de la Seguridad Social
Casado

Pensionista




Viudo

Beneficiario


Tiempo de residencia en la localidad
Separado o divorciado










Nivel de instrucción




Datos
laborales


Riesgos laborales


Ocupación
actual
Ruidos




Temperatura



Ocupaciones
previas
Iluminación




Riesgos mecánicos




Polvo




Humos




Radiaciones



Observaciones
Animales




Otros (enumerar)















Datos
críticos

Alergias



Medicamentos
contraindicados



Última fecha vacuna contra el tétanos



Otros:







11


HOJA DE ANAMNESIS
(Continuación)







Hábitos



Tabaco
Cigarrillos/dia

Alcohol
Gramos/dia








Otros
tóxicos




Hábitos
nutricionales




Ejercicio





En caso de urgencia avisar a








Teléfono








12


HOJA DE ANAMNESIS
(Continuación)


















Antecedentes
familiares










Composición
familiar


Diabetes



Hipertension



Tuberculosis



Neoplasias



Enf.
cardiovasculares



Enf.
Psiquiátricas



Enf.
Hereditarias



Obesidad





Otras

















Hombre
Mujer
Fallecido
Fallecida
Aborto
Titular Hª
Titular Hª









Antecedentes
Personales



Hospitalizaciones

Biografia
vacunal



Polio




Difteria




Tétanos



Tosferina


Intervenciones
quirúrgicas

Sarampion


Rubeola



Parotiditis

Traumatismos

B.C.G.


Otras
(enum.)
Diabetes





HTA






Bronquitis
crónica




Tbc





SIDA





Hepatitis




N:
Nula

E.D.O.




I:
Incompleta

Otros




C:Completa



















Historia de la enfermedad actual



Fecha
Fecha primeros síntomas
Síntomas
Evolución



























13




HOJA DE EVOLUCIÓN




Servicio



Cama


Hoja









Consulta


Historia




Fecha
Responsable
Motivo
Exploración
Indicaciones






























































HOJA DE TRATAMIENTO


Servicio



















Cama



Hoja












Consulta



Historia





















Fecha Responsable
Tratamiento
Dosis
Duración


































































14


HOJA DE DERIVACIÓN








Servicio
Paciente

Nº Seguridad Social

Consulta


Teléfono

Fecha



Norm

al



En 24 h



Urgente

De


Solicitud de interconsulta a


Resumen historia clínica y pruebas que motiven la inetrconsulta















Fdo:















HOJA DE PLAN DE CUIDADOS

Nombre y apellidos



Número de historia
Número Seguridad Social


Número de hoja



FECHA
VALORACIÓN INICIAL
PLAN DE CUIDADOS
OBSERVACIONES
FIRMA






















15


ADMINISTRACIÓN DE MEDICACIÓN

Nombre y apellidos

Número de historia

Número Seguridad Social


Número de hoja

Alergias



Fecha Medicamento Posología
Vía
Fecha
Duración
Fecha
Observaciones
inicio
tratamiento
control
tratamiento
médico

























































En caso de ser necesario, avisar a:
Teléfono






Diagnóstico médico






16


HOJA DE CONSTANTES
Nombre y apellidos

Número de historia

Número Seguridad Social

Número de hoja

DIA

Días de
1
1
1
1
1
1
1 2 3 4 5
6
7
8
9
Observaciones
observación
0
1
2
3
4
5
7
1
4
2







0
6
1
5
















6
1
4
2







0
4
0
0
















5
1
3
1







0
2
9
5
















4
1
3
1







0
0
8
0
















3
8
3


5



0
0
7
















2
6
3


0



0
0
6
















T.
R. P. T.



A.
Ingesta
Deposiciones
Pérdidas
R.: respiracion;
P.: Pulso; T.:Temperatura;

T.A.: Tensión arterial


17

1.2. Documentación administrativa.
Entendemos por documentación administrativa toda aquélla que se encuentra en los
centros asistenciales y que no es documentación sanitaria.
Censo de personas.
El censo de personas es un control del número de pacientes que pasan por las
instalaciones sanitarias y que resulta de cuantificar los ingresos, traslados, defunciones y
altas. Este censo debe actualizarse continuamente y es de gran valor estadístico.
Documentos relacionados con la gestión.
En este epígrafe se reúnen tanto los documentos enfocados a la gestión del material
como los referidos a la gestión de los recursos humanos.
Documentos para la gestión del material. Estos documentos sirven para
controlar la calidad de los recursos materiales, para enseñar a profesionales que no
saben cómo usar dichos recursos, etc. Son los también llamados manuales de calidad,
que recogen de manera detallada la forma de realizar un procedimiento (cómo usar
un aparato, etc.)
Documentos para la gestión del personal. Son todos los documentos
relacionados con el personal, desde horarios, turnos, etc., hasta apertura de
expedientes correctivos, bajas,... Es decir, engloban todo lo referente a la
optimización de los recursos humanos para asegurar un correcto funcionamiento del
centro asistencial.
Otros documentos.
Justificantes. Cuando un paciente desea justificar su asistencia a la consulta, el
profesional que lo atiende podrá entregarle un documento que lo certifique. El
justificante se emite a petición del paciente y suele ser solicitado por trabajadores que
acuden al centro asistencial en horario laboral y también por estudiantes. En este
impreso debe indicarse fecha, hora, nombre del paciente y centro al que ha acudido,
junto con la firma del profesional responsable.
Petición de dietas. Este formulario es exclusivo de la hospitalización y sirve para
informar a la cocina del hospital del número y tipo de dietas necesarias para cada
planta. Se entrega todas las mañanas, pero es importante comunicar cualquier
variación que se produzca a lo largo del día, como pueden ser altas o bajas.

18

Petición de esterilización. En este formulario se anotará el tipo de material a
esterilizar, la cantidad y la unidad de la que procede, para facilitar su devolución una
vez esterilizado. En las observaciones es conveniente anotar si el material a esterilizar
es considerado crítico, semicrítico o no crítico1.
En el caso de hospitales, puede existir o bien una unidad de esterilización en cada
planta o bien un centro de esterilización para todo el hospital. En el caso de los
centros de atención primaria puede existir una unidad de esterilización por centro o
una para varios centros. El documento de petición de esterilización se cumplimenta en
los casos en los que hay una sola unidad de esterilización para todo un hospital o para
varios centros de atención primaria. Cuando hay una unidad de esterilización para
cada planta de un hospital o el centro de atención primaria cuenta con una propia, la
esterilización la hacen los auxiliares de enfermería y no se requiere el documento de
petición de esterilización.
Petición de farmacología. Este formulario se refiere a las peticiones que las
distintas unidades asistenciales de un hospital hacen al servicio central de
farmacología. En él se incluye la dosis del fármaco solicitado por persona y día y se
envía a la unidad de farmacología diariamente, tras la revisión de los tratamientos de
los pacientes por parte del personal facultativo.
La petición de farmacología no existe como documento interno en los centros de
salud, ya que en éstos sólo se administra medicación en los servicios de urgencia. Sí
existe como documento externo, tal y como se verá más adelante en la unidad
dedicada a la gestión de los recursos materiales en una unidad / servicio.
Partes de trabajo para el personal de mantenimiento. Son unas hojas que
deben rellenarse para solicitar la reparación de alguna anomalía de tipo eléctrico,
mecánico, estructural... Esto es, por ejemplo, la reparación de enchufes, sistemas de
calefacción, tuberías, etc. En ellas debe indicarse la localización de la avería, así como
el servicio de mantenimiento al que corresponda repararla (electricista, fontanero,
albañiles, etc).
Información vacunal. Este impreso es exclusivo de atención primaria y en él se
pone en conocimiento de la Administración el número de vacunas administradas.


1 La definición de material crítico, semicrítico y no crítico se recoge en la unidad didáctica "Limpieza y
desinfección de material" (Módulo 3 de este manual).

19

Esta información se puede facilitar de dos formas distintas:
- Semanalmente: se indica el número de vacunas administradas de cada tipo.
- Mensualmente: se envía un informe detallado poniendo:
. nombre y edad del paciente;
. fecha de la administración;
. tipo de vacuna y número de lote de la misma.
Enfermedades de declaración obligatoria. Este impreso es de carácter
confidencial y se utiliza para notificar aquellas enfermedades que han sido declaradas
por el Ministerio de Sanidad como enfermedades de declaración obligatoria por
suponer un riesgo para la población.
En este impreso, además de la enfermedad, deben incluirse los datos personales del
enfermo, los datos del responsable de la notificación, así como la fecha de los
primeros síntomas y los resultados de las pruebas diagnósticas que le hayan sido
realizadas. Con todo ello se pretende lograr una vigilancia estricta, debido a las
consecuencias que la propagación de la enfermedad puede acarrear para el resto de
la población.
RELACIÓN DE ENFERMEDADES DE DECLARACIÓN OBLIGATORIA (EDO)
Difteria Hepatitis
A
Tétanos y Tétanos neonatal
Hepatitis B
Tosferina
Hepatitis víricas, otras
Poliomielitis Hidatidosis
Sarampión Infección
gonocócica
Parotiditis Legionelosis

Rubéola y Rubéola congénita
Leishmaniasis
Botulismo Lepra
Brucelosis Paludismo
Carbunco Peste
Cólera Rabia
Disentería
Sífilis y sífilis congénita
Enfermedad meningocócica
Tifus exantemático
Fiebre amarilla
Triquinosis
Fiebre exantemática mediterránea
Tuberculosis respiratoria y meningitis
tuberculosa
Fiebre recurrente por garrapatas
Varicela
Fiebres tifoidea y paratifoidea
Tularemia
Gripe
El conocimiento de la relación de las enfermedades consideradas de declaración
obligatoria es de vital importancia para todo el personal sanitario.

20

2.
Demanda de atención sanitaria por parte del
paciente.
Las vías por las que un paciente demanda atención sanitaria son cuatro:
- concertando cita previa;
- acudiendo a urgencias;
- consulta a demanda;
- visita domiciliaria.
2.1. Petición de citas y citación de pacientes.
En el sistema de citación debemos tener en cuenta dos factores: el paciente que va a ser
atendido y los profesionales que lo van a atender.
En principio, la postura de cada una de estas partes es diferente. En cuanto al paciente,
espera amabilidad ante una situación angustiosa para él, como es la de presentar un
problema de salud. Además, normalmente, desea ser atendido por el facultativo de su
preferencia. En cuanto al profesional, desea evitar una sobrecarga de trabajo que pudiera
disminuir la calidad de la atención o imposibilitar un nivel aceptable de organización y
dinamismo en la consulta.
Petición de citas.
La petición de citas, en cualquiera de sus vertientes, supone la primera toma de contacto
entre el paciente y el centro asistencial, de ahí que el trato al usuario y el modo en que
se lleva a cabo este procedimiento sean determinantes para la posterior relación entre el
enfermo y la institución sanitaria.
Para que esta relación sea armónica es importante una buena organización del centro
que adecue la demanda poblacional existente con los recursos de que dispone, con el
objetivo de evitar esperas innecesarias por parte del paciente y sobrecargas excesivas de
trabajo por parte del profesional, las cuales podrían deteriorar esta relación, así como la
calidad del servicio prestado.
Cita previa.
Éste es el mejor sistema para una buena organización del centro asistencial y la forma
más eficaz de minimizar tanto los tiempos de espera de los pacientes como la sobrecarga
de trabajo del personal.

21

Consiste en que el enfermo concierta la cita, bien por teléfono o bien en persona, con
anterioridad. Una vez que acude a la consulta, si fuera necesario darle cita para una
próxima visita, ésta se le facilitaría en ese momento.
Para que este sistema funcione perfectamente es necesario que la agenda de citas esté
correctamente estructurada, de forma que se conozca el número de pacientes que se
pueden atender en un determinado periodo de tiempo, el espacio reservado para citas a
demanda, el número de enfermos asignados ese día a cada profesional, el horario de
cada consulta, etc.
En caso de tener que atender a pacientes sin cita previa, con el fin de evitar negarles la
atención, se procederá del siguiente modo:
- Se intentará darles cita para otro día, exceptuando las situaciones de urgencia, en las
que los pacientes pasarán a los servicios que atienden este tipo de casos.
- Se verá si queda algún hueco donde asignarlos en consulta a demanda.
- En caso de no aceptar o no ser posible ninguno de los dos supuestos anteriores, se
planteará la situación al profesional que deba atenderlos para intentar llegar a un
acuerdo entre ambas partes.
2.2. Consulta a demanda.
Es aquélla en la que el paciente acude a un centro asistencial con la intención de ser
atendido en el día, sin encontrarse en una situación de urgencia ni haber solicitado cita
previamente.
En la agenda de consulta se reservará espacio para este tipo de situaciones, que han de
tener siempre un carácter excepcional. La proporción de consultas a demandas debe ser
mucho menor que las de cita previa, ya que un número excesivo de ellas puede originar
una desorganización del centro asistencial creando esperas excesivas para los pacientes y
requiriendo sobreesfuerzos innecesarios para el personal.




22

2.3. Visita domiciliaria.
Es la consulta que se realiza en el domicilio del paciente cuando éste no puede
trasladarse al centro asistencial.
Existen dos modalidades para este tipo de consultas:
Programadas: son aquéllas en las que el personal sanitario determina la periodicidad
según las necesidades asistenciales del enfermo. Es importante contactar
telefónicamente con el domicilio del paciente antes de desplazarse hasta él ya que,
aunque éste debe encontrarse en casa sin posibilidad de salir, puede ocurrir que se
halle incapacitado para abrir la puerta y necesite de la presencia de un familiar.
Al finalizar la consulta, se le indicará el día de la próxima visita o se le informará de
que dicha fecha le será comunicada por teléfono.
A demanda: son las situaciones no urgentes en las que el profesional debe trasladarse
al domicilio de un paciente, generalmente de los asignados a visitas programadas,
para contemplar alguna circunstancia especial. Se incluyen también en este tipo las
que se hacen por primera vez a pacientes nuevos que vayan a pasar al listado de
visitas programadas.
2.4. Servicio de urgencias.
El servicio de urgencias es el único ofertado en centros asistenciales que no requiere cita.
Es una atención a demanda que debe estar prevista en la agenda del centro.
En atención especializada hay un servicio especial de urgencias con horario permanente.
En el caso de los centros de atención primaria, el servicio de urgencias se organiza de
una de las dos maneras que a continuación se detallan:
- un médico en concreto se ocupa del servicio de urgencias;
- cada uno de los médicos que trabajan en el centro destinan una franja de su jornada
al servicio de urgencias, de forma que entre todos cubran todo el horario del servicio.
El servicio de urgencias comprende tanto asistencia en el centro como fuera de él, ya que
en muchas ocasiones los pacientes no pueden desplazarse.
Existe un servicio especial de urgencias con unidades móviles perfectamente dotadas
para atención "in situ" y traslados desde el lugar donde se haya producido la urgencia
hasta el hospital.

23

2.5. Órdenes de prioridad en la atención.
La prioridad de la atención debe ser valorada por el personal sanitario siempre dentro del
ámbito exclusivo de sus competencias y desde un punto de vista objetivo y global; y no
subjetivo y personal.
El personal facultativo podrá priorizar la atención a un paciente cuando le deriva a otra
unidad o servicio si cursa su petición como urgente. En este caso, se sigue un
tratamiento especial, ya que el médico considera que la orden debe realizarse lo antes
posible. Quien determina ahora la prioridad entre unas órdenes urgentes y otras es el
servicio que recibe la petición.
Dentro de los diferentes servicios que se prestan en un centro asistencial, aquél que
requiere una mayor priorización en la atención es el servicio de urgencias debido a que
es en éste donde se presentarán las situaciones más críticas.
El personal sanitario debe priorizar exclusivamente en su ámbito de competencia y según
la urgencia que requiera cada actuación.
Es muy importante recordar que, a pesar de que el personal auxiliar y de enfermería
puede tener su propio criterio, siempre deberá seguir las indicaciones del personal
facultativo.
3. Archivo de la documentación.
El archivo es el espacio físico donde se guardan ordenadas todas las historias clínicas de
las personas que han sido atendidas en un centro asistencial.
Sus funciones son:
- archivar las historias clínicas que llegan, así como conservar las ya existentes
manteniendo un orden generalizado;
- revisión y rescate de documentación, empleando para ello el menor tiempo posible;
- suministro de las historias clínicas solicitadas a los diferentes servicios;
- realización de estadísticas.


24

3.1. Métodos de archivo.
El proceso a seguir para archivar la documentación de un paciente es:
Apertura de historia clínica. Cada paciente contará con una carpeta que contendrá
su historia clínica. En la portada de ésta se registrará con claridad el nombre del
paciente y su número de historia.
Archivo de consulta o planta. En estos archivos se colocan las historias clínicas de
los pacientes mientras están siendo tratados en una consulta o en una planta de un
centro hospitalario.
En las plantas hospitalarias, la carpeta del paciente permanecerá en ella durante toda
la estancia del enfermo para poder ir adjuntando diariamente los datos referentes a la
evolución, tratamiento y pruebas diagnósticas del mismo.
En el caso de las consultas, la carpeta permanecerá allí solamente el día en que esté
previsto que se produzca la visita del paciente. Cuando el número de pacientes es
reducido, además del archivo con la historia clínica, puede existir en la consulta un
pequeño fichero de pacientes donde sólo se recogen los datos personales que pueden
ser interesantes para, por ejemplo, contactar con el enfermo.
Archivo central. En él se encuentran todas las historias clínicas de los pacientes que
hayan pasado alguna vez por ese centro asistencial. Se ubica en una habitación
dedicada exclusivamente a ello. Cuando el enfermo es dado de alta, la historia pasa
desde el archivo de planta al archivo central, que se divide, a su vez, en dos partes:
- Archivo actual: contiene las historias clínicas abiertas durante un período de
tiempo de entre 5 y 10 años.
- Archivo histórico: contiene historias clínicas cuyos titulares no vienen a la consulta
desde hace 10 años.
La distinción entre archivo actual y archivo histórico se hace para agilizar la búsqueda
de historias clínicas, ya que si todas se conservaran en el mismo lugar el volumen de
las mismas sería tal que se ralentizaría mucho el proceso localización de una de ellas.





25

3.1.1. Proceso de archivado.
Este proceso es diferente según el tipo de archivo en el que nos encontremos:
Carpeta de historia clínica. Las diferentes hojas de la historia clínica siguen un
orden que viene determinado por cada centro de asistencia. Un ejemplo de
ordenación de carpeta sería este:
- Datos personales del paciente y número de historia. Éstos van escritos sobre la
misma carpeta.
- Hoja de tratamiento.
- Hoja de evolución.
- Registros de enfermería.
- Pruebas diagnósticas.
Si hay más de una hoja de cada uno de estos documentos, se seguirá un orden
cronológico.
Archivo de consulta. Según la política de cada centro asistencial, las carpetas se
ordenarán:
- Según la agenda de citas de la consulta.
- Según el número de historia.
- Por orden alfabético según los apellidos de los pacientes
Archivo de planta. En las plantas de los hospitales se ordenarán las carpetas por
número de habitación. En caso de que exista más de una cama por habitación, se
ordenarán por número de cama.
Archivo central. En el archivo central las carpetas se podrán ordenar por apellidos
del paciente o por número de historia.
Por apellidos. El archivo estará dividido en tantas secciones como letras del
abecedario, de forma que cada historia clínica se archivará en una u otra sección
según la primera letra del primer apellido del paciente. Dentro de cada sección, las
carpetas se irán clasificando por orden alfabético según la segunda letra, tercera, etc.,
del primer apellido.
En caso de que haya más de un paciente con el primer apellido igual, la clasificación
se hará de la misma forma pero ordenando también según el segundo apellido.


26

Por número de historia. En este caso debemos diferenciar dos posibilidades:
. Clasificación
secuencial: consiste en archivar las carpetas correlativamente según
el número de la historia.
. Clasificación digito-terminal: según este método las historias se ordenan por
sectores y subsectores. El archivo está dividido en cien sectores que van del 00 al
99, incluyendo en cada uno de ellos las historias cuyos dos últimos números
coincidan con el sector. A su vez, cada sector esta dividido en órdenes de
magnitud; esto es, 10,100,1000,10000, etc. Por ejemplo, la historia 5032 se
encontrará en el sector 32, subsector 1000; y la historia 30843 estará en el sector
43, subsector 10000.
3.1.2. Aplicaciones informáticas para archivo de documentación
sanitaria.
Los grandes avances que se van produciendo en el campo de la informática, así como las
ventajas que se derivan del uso de esta herramienta (ahorro de tiempo y personal para
conseguir las historias, ahorro de espacio, facilidad para incorporar los datos, facilidad
para compartir historias, etc.), hacen que se vaya implantando cada vez más en los
sistemas de gestión de los centros asistenciales. Además, presenta otras ventajas
adicionales:
- lo que se introduzca en la historia de un paciente no se puede borrar, de modo que se
evita la pérdida de datos, de análisis, etc;
- permite interconectar, gracias a Internet, diferentes centros asistenciales de modo
rápido y fácil, favoreciendo así la comunicación interasistencial. De hecho, hoy en día
hay ya redes a nivel nacional e incluso internacional para, por ejemplo, la donación de
órganos.
Pero, a la vez que ventajas, también presenta inconvenientes, como son los fallos
informáticos y eléctricos que originan pérdidas de historias, imposibilidad de dar servicio
en determinados momentos, etc.
La instauración de esta herramienta en los centros asistenciales y hospitales es
incipiente; tanto es así que algunos aún no disponen de ella. Además, es un proceso
lento en lo que a su puesta en marcha se refiere, pues requiere el introducir en el
sistema todas las historias, datos, etc. existentes.

27

Ejercicios de AUTOEVALUACIÓN.

1. Enumera todos los datos que deben recogerse en la hoja de anamnesis.


2. ¿Qué pautas deben seguirse a la hora de rellenar cualquier tipo de
documento relacionado con el ámbito sanitario? ¿Con qué fin se sigue
cada una de ellas?


3. Especifica qué documentos pueden ser incluidos en los registros de
enfermería y explica brevemente cada uno de ellos.


4. Señala las diferencias existentes entre el servicio de cita previa y la
consulta a demanda.


5. Define qué son las enfermedades de declaración obligatoria y cita al
menos tres de ellas.


6. ¿Cuáles son las funciones del archivo de historias clínicas?


7. Elabora una breve definición de "archivo de la documentación".


28


8. Si te encontraras en el archivo central de un centro asistencial ¿cómo
buscarías una determinada historia clínica?


9. Establece los pasos a seguir para archivar la documentación de un
paciente desde que ingresa en una planta de hospitalización hasta que se
le da el alta.


10. ¿Qué ventajas podrías destacar en el sistema informatizado de archivo de
la documentación?


29

Ejercicios de AUTOEVALUACIÓN. Soluciones a los
ejercicios.
1. Enumera todos los datos que deben recogerse en la hoja de anamnesis.
- Datos personales.
- Antecedentes personales.
- Antecedentes familiares.
- Hábitos de interés sanitario.
- Actividad laboral.
- Nivel de instrucción.
- Historia de la enfermedad actual.
DEBEN MENCIONARSE TODOS LOS PUNTOS DETALLADOS.
2. ¿Qué pautas deben seguirse a la hora de rellenar cualquier tipo de
documento relacionado con el ámbito sanitario? ¿Con qué fin se sigue
cada una de ellas?
- Brevedad: dar la máxima información con las mínimas palabras.
- Exactitud: precisión y seguridad al rellenar los registros.
- Legible y deletreo claro: para facilitar la lectura y evitar errores de interpretación.
- Firma: el documento siempre debe ir firmado para conocer su autor y
procedencia.
- Fecha: permitirá conocer el momento en que se emitió ese documento.
3. Especifica qué documentos pueden ser incluidos en los registros de
enfermería y explica brevemente cada uno de ellos.
- Valoración inicial del estado de salud del paciente.
- Diagnóstico de enfermería: los problemas de salud reales y/o potenciales sobre
los que puede actuar el profesional de enfermería.
- Plan de cuidados: las actividades que deben llevarse a cabo para solucionar los
problemas detectados anteriormente.
- Hoja de administración de medicamentos.
- Hoja de constantes: registra las constantes vitales del paciente (respiración,
pulso, tensión arterial y temperatura). En caso de estar el paciente hospitalizado
estos datos se suelen reflejar en una gráfica.
4. Señala las diferencias existentes entre el servicio de cita previa y la
consulta a demanda.
Cita previa:
- El paciente acude a una consulta programada con días de antelación
- En la consulta se conoce el listado de pacientes que van a acudir ese día.
- El paciente conoce la hora aproximada y el profesional que le va a atender.
- Permite una mejor organización funcional del centro.

30

Consulta a demanda:
- El paciente acude a la consulta sin cita y con la intención de ser atendido el
mismo día.
- El paciente no sabe cuándo le van a atender.
- Puede no ser atendido por el profesional que él solicita.
- Se reservan en la agenda de consulta una serie de citas para estas situaciones.
- La proporción de este tipo de citas debe ser menor que la anterior.
5. Define qué son las enfermedades de declaración obligatoria y cita al
menos tres de ellas.
Definición:
Son enfermedades que deben ser notificadas obligatoriamente porque pueden
suponer un riesgo para el resto de la población; es por ello por lo que se requiere de
un control estricto de ellas.
ADEMÁS, SE DEBERÁN MENCIONAR, AL MENOS, TRES DE LAS ENFERMEDADES
QUE SE ENCUENTRAN EN EL LISTADO.
6. ¿Cuáles son las funciones del archivo de historias clínicas?
- Conservar las historias clínicas con un orden.
- Revisión y rescate de la documentación.
- Suministrar a los diferentes servicios las historias clínicas solicitadas.
- Realizar las estadísticas.
7. Elabora una breve definición de "archivo de la documentación".
El archivo es el espacio físico donde se guardan ordenadas todas las historias
clínicas de las personas que han sido atendidas en un centro asistencial.
8. Si te encontraras en el archivo central de un centro asistencial ¿cómo
buscarías una determinada historia clínica?
Primero.- Averiguar qué tipo de clasificación se sigue en el archivo concreto de que
se trate.
Segundo.- Si están archivadas por número de historia, se tendrá que ver qué tipo de
clasificación siguen, secuencial o dígito-terminal; si lo están por apellidos del
paciente, se buscaría por la primera letra del primer apellido del paciente.
9. Establece los pasos a seguir para archivar la documentación de un
paciente desde que ingresa en una planta de hospitalización hasta que se
le da el alta.
Primer paso: Creación de una carpeta. Aquí se incluyen todos los documentos que
forman parte de la historia clínica del paciente.
Segundo paso: Colocación en el archivo de planta. Aquí se ordenan por número de
habitación y cama en la que se encuentra el paciente.

31

Tercer paso: Archivo central. Una vez que se le ha dado el alta al paciente, la
historia pasa a formar parte del archivo central del hospital y se ordenará o por
apellidos o por número de historia.
10. ¿Qué ventajas podrías destacar en el sistema informatizado de archivo de
la documentación?
- Ahorro de espacio para archivar la documentación
- Rapidez en la búsqueda de historias
- Posibilidad de interconectar fácilmente diferentes centros
- Fácil lectura y comprensión de los datos.
PUEDE SER VÁLIDA TAMBIÉN ALGUNA OTRA VENTAJA QUE NO FIGURE EN ESTA
RELACIÓN.

32

GLOSARIO DE TÉRMINOS.
Anamnesis: historial clínico e investigación de antecedentes familiares y personales del paciente
y preguntas sobre la existencia de síntomas de enfermedad.
Archivo: conjunto ordenado de documentos que una persona, una sociedad, una institución,
etc., producen en el ejercicio de sus funciones o actividades.
Censo: padrón o lista de la población o riqueza de una nación o pueblo
Constantes vitales: conjunto de datos relativos a las funciones del organismo, como la
temperatura, la tensión arterial, etc., cuyos valores deben mantenerse dentro de ciertos límites
para el mantenimiento de las condiciones fisiológicas normales.
Diagnóstico: calificación que da el médico a la enfermedad según los signos que advierte.
Gestión: hacer diligencias conducentes al logro de un negocio o de un deseo cualquiera.
Narcótico: sustancia que produce sopor, relajación muscular y embotamiento de la sensibilidad;
por ejemplo, el cloroformo, el opio, la bel adona, etc.


33

BIBLIOGRAFÍA.
Organización del equipo de atención primaria. Ed. Instituto Andaluz de Salud. 1990.
Manual de atención primaria de salud: su naturaleza y organización. Peter Pritchard.
Ed. Díaz de Santos. S.A. 1981.
Guía de programación y diseño de centros de salud. María Pérez Sheriff. Ministerio de
Sanidad y Consumo.1989.
Operaciones administrativas y documentación sanitaria. Gonzalo J. Mingo y Gloria
Sánchez Cascado. Ed. Editex.2001.






34

UNIDAD DIDÁCTICA 3:

GESTIÓN DE LOS RECURSOS MATERIALES EN UNA UNIDAD /
SERVICIO.



ÍNDICE DE LA UNIDAD DIDÁCTICA.
CONTENIDOS TEÓRICOS. ...................................................................................2
1. Introducción._______________________________________________2
2. Control
de
stocks. ___________________________________________4
2.1. Tipos de stocks.___________________________________________________ 4
2.2. Gestión de stocks. _________________________________________________ 5
3. Organización
del
almacén._____________________________________7
3.1. Distribución del espacio en el almacén. ________________________________ 7
3.2. Formas de agrupar los productos en el almacén. ________________________ 8
3.3. Colocación del material en el almacén. ________________________________ 9
3.4. Inventario de materiales. __________________________________________ 11
3.5. Fichas de artículos. _______________________________________________ 11
3.6. Fichas de almacén. _______________________________________________ 12
3.7. Normas de seguridad e higiene en el almacén. _________________________ 13
4. Formulación
de
pedidos. _____________________________________16
Ejercicios de AUTOEVALUACIÓN.......................................................................19
Ejercicios de AUTOEVALUACIÓN. Soluciones a los ejercicios...........................21
GLOSARIO DE TÉRMINOS. ................................................................................24
BIBLIOGRAFÍA. .................................................................................................25

1

CONTENIDOS TEÓRICOS.
1. Introducción.
La gestión de los recursos materiales es una de las actuaciones más importantes dentro
de los centros asistenciales, ya que influye notablemente en el buen funcionamiento de
los mismos. De hecho, una inadecuada ejecución en las tareas de control del material, su
almacenamiento y organización, así como en la realización de pedidos, puede provocar
un déficit de determinados artículos que podría dar lugar a situaciones muy graves.
Los recursos materiales de un centro asistencial no son sólo los directamente
relacionados con la asistencia sanitaria (productos farmacológicos, material de curas,...);
sino también el material de oficina, el material informático, etc.
La gestión de recursos materiales es función del personal auxiliar que, para realizar
correctamente las tareas que le corresponden, deberá trabajar de una forma ordenada y
metódica, previniendo situaciones antes de que ocurran para evitar momentos de caos.
En este sentido, será fundamental la colaboración del resto del personal sanitario.
El material que se utiliza suele ser, en general, común a todos los centros asistenciales.
No obstante, puede haber variaciones. Por ello, cuando el personal auxiliar llega por
primera vez a un nuevo centro asistencial, unidad o servicio debe familiarizarse con los
recursos materiales que en allí se utilizan, ya que será el encargado de su control y
gestión.
Las funciones del auxiliar de enfermería en el ámbito de la gestión de los
recursos materiales son:
- Revisión del material.
- Petición del material.
- Recepción del pedido.
- Almacenamiento y ordenación del material.
- Reposición del material.
Aunque no existe una fuerte implantación de la informática en la gestión de los recursos
materiales en los centros asistenciales, el uso de esta herramienta en otro tipo de
empresas ha demostrado su eficacia, permitiendo un mejor control del material y
facilitando la realización de pedidos que incluso puede hacerse de forma automática.

2

Los programas informáticos utilizados para este tipo de gestión son, en general,
bases de datos donde se encuentra todo el material existente en el almacén, de forma
que los usuarios pueden saber las existencias de cada artículo en un determinado
momento. Además, un usuario puede efectuar un pedido de una o varias unidades al
almacén quedando dicha cantidad restada inmediatamente del total de existencias. De la
misma forma, al llegar un pedido, las cantidades que se introduzcan en el programa se
sumarán a las que ya había.
Los sistemas más modernos agilizan este proceso mediante un sistema de códigos de
barras que permite, utilizando un lector, introducir el pedido recepcionado.
Muchos programas tienen, además, un sistema de alertas; esto es, cuando el numero de
unidades de un artículo es inferior a un mínimo fijado, el sistema lanza un mensaje de
alerta para que se efectúe un pedido.
En definitiva, las ventajas de estos programas son: rapidez, eficacia, disminución de
errores entre el número de existencias real y el contabilizado, etc.
FUNCIONES DEL AUXILIAR DE ENFERMERIA EN LA
GESTIÓN DE RECURSOS MATERIALES

Revisión del material
Petición de material que falta



Reposición del material
Recepción del pedido


Ordenación del material en

el almacén

El control de material del almacén, la organización del mismo y la formulación de pedidos
son funciones propias a desarrollar por el auxiliar, que también ha de revisar las
existencias de recursos en los puntos donde éstos se utilizan para evaluar cuándo es
necesario reponer el que falte o realizar un pedido.

3

2. Control de stocks.
El término stock se refiere a cualquier material o producto que se encuentra almacenado
en un lugar en determinado momento.
Es importante que en el centro asistencial exista un determinado material en stock con el
fin de que se pueda responder adecuadamente a una demanda de asistencia imprevista.
2.1. Tipos de stocks.
El material que se encuentra en el almacén puede ser clasificado de muchas formas:
según su peligrosidad, según su modo de uso, según su naturaleza, según su utilidad,
etc. No obstante, existen dos tipos de clasificaciones que son las más utilizadas, en
general:
- Clasificación de stocks según valor del producto.
- Clasificación de stocks según el uso del producto.
2.1.1. Clasificación de stocks según el valor del producto.
Esta clasificación se basa en el aspecto económico; es decir, en el precio que tenga un
determinado producto. De esta forma distinguiremos:
Productos de precio elevado. Son los que, por su alto coste, no pueden
almacenarse en grandes cantidades y, por ello, requieren de un control más
exhaustivo para evitar que se agoten. No obstante, existen excepciones, ya que en el
ámbito sanitario hay productos caros que se utilizan con mucha frecuencia y, en
consecuencia, debe haber un alto stock de ellos.
Productos de precio bajo. Son los que, por su bajo coste, se almacenan en
grandes cantidades. Deben ser muy tenidos en cuenta a la hora de organizar el
almacén ya que, aunque no suponen un volumen económico importante, sí que son
los que ocupan más espacio.






4

2.1.2. Clasificación de stocks según el uso del producto.
Por este método de clasificación podemos diferenciar los materiales en:
Fungibles. Aquéllos que se consumen una vez han sido usados; es decir, los que se
gastan. Estos materiales tienen un tiempo de vida relativamente corto, y pueden ser:
-
Desechables: sólo se usan una vez y suelen ser aquéllos que entran en contacto
con la sangre o con alguna cavidad estéril del paciente. Ejemplo de ellos son las
gasas, el algodón, las sondas, las jeringas, las agujas, etc.
-
Reutilizables: pueden usarse varias veces pero, por su fragilidad o dificultad de
uso, no tienen un tiempo de vida largo. El ejemplo más típico son los materiales de
vidrio, que pueden reutilizarse, ya que permiten esterilización, pero que se rompen
con mucha facilidad.
Inventariables. Son aquéllos que por su poco uso, su elevada consistencia, por ser
reparables o por cualquier otro motivo, tienen un tiempo de vida largo. Dentro de este
grupo se incluyen, además de material de cura (tijeras de metal, pinzas, etc.), los
equipos que se usan en los centros asistenciales: camillas, aparatos de
electrocardiograma, mesas, fonendoscopios, esfingomanómetros, etc.
Es importante tener en cuenta que hay material del que no podremos tener almacenadas
muchas unidades de reserva debido a su gran volumen, como son las camillas, las sillas
de ruedas, etc. Ahora bien, sí podremos tener un cierto número de repuestos de las
piezas de estos artículos para reemplazarlas en caso de desgaste o deterioro.
Es labor del personal auxiliar el controlar los stocks existentes en la unidad o servicio en
la que se encuentra ubicado.
2.2. Gestión de stocks.
La gestión de stocks es el conjunto de actividades que se realizan para lograr el
mantenimiento de una buena calidad de la atención prestada reduciendo al mínimo los
costes de la misma. Para ello, es necesario evaluar el consumo de las unidades
asistenciales que dependen del almacén para conocer qué tipo de productos se
consumen más y cuáles menos y, según esto, tener un mayor o menor número de
existencias almacenadas.
La gestión de stocks no sólo se refiere al material sanitario, sino también al
administrativo, informático, etc., cuyo control es tan importante como el primero.

5

Algunos aspectos importantes a tener en cuenta en la gestión de stocks son:
Control de la fecha de caducidad. El control de la fecha de caducidad es uno de
los aspectos más importantes a tener en cuenta en la gestión de stocks, sobre todo
en los productos farmacológicos ya que, en función de ello y del volumen de
consumo, se podrán tener en almacén un mayor o menor número de unidades de
éstos.
El control de la fecha de caducidad de los productos es también función del auxiliar de
enfermería y es especialmente importante en los productos farmacológicos.
Intervalo de tiempo. Otra consideración a tener en cuenta en la gestión de stocks
es el intervalo de tiempo entre la realización de un pedido y el siguiente, ya que
tendremos que prever la cantidad de material que se va a usar durante dicho espacio
temporal y, por tanto, la cantidad a almacenar para que no se produzcan déficits de
ningún artículo. Este periodo de tiempo entre la realización de un pedido y otro no se
elige de forma aleatoria, sino que depende de factores como el tamaño del
almacén, la fecha de caducidad de los artículos, la optimización de costes de
almacenaje y de transporte, etc.
En algunas ocasiones, se llevan a cabo acuerdos con los proveedores de material de
forma que éstos se comprometen a reponerlo en cuanto se agoten. Esto facilita la
gestión de stocks y reduce el volumen de material almacenado.
Material de reserva. También se ha de tener en cuenta que siempre debe existir un
material de reserva, pues pueden producirse circunstancias especiales por causas
extraordinarias (retrasos en el suministro, catástrofe, accidente, etc.) que pueden dar
lugar a un gasto de material mayor del habitual. Aunque estas situaciones son
imprevisibles, debemos estar preparados para afrontarlas, ya que el agotamiento del
material en stock en una situación crítica puede originar graves problemas para el
centro asistencial.
Valoración de datos estadísticos. En la gestión de stocks son muy utilizados los
datos estadísticos, que nos permiten estudiar las cifras de forma individual, agrupadas
por campos o de forma global, lo que nos ayuda a hacer previsiones, mejorar
defectos en la gestión, ver zonas de mayor consumo, productos más empleados, etc;
es decir, son una herramienta muy útil pues, basándonos en datos pasados, podemos
estimar las necesidades futuras.

6

Creación de nuevos programas, unidades, etc. El caso más complicado al que
podemos enfrentarnos en la gestión de stocks es cuando nos encontramos ante la
creación de un nuevo programa, de una nueva unidad dentro del centro asistencial,...
En estos casos, no dispondremos de ningún dato para ayudarnos en las previsiones.
La mejor solución es emplear información de otros centros asistenciales con similares
características de tamaño, volumen de pacientes, etc., aunque esto no nos asegura el
éxito debido a que el comportamiento poblacional varía de unos sitios a otros. No
obstante, los fallos que puedan producirse, entre unos márgenes razonables, se
asumen dentro de un periodo conocido como "de puesta en marcha", que es el
tiempo que transcurre desde que se crea un programa, unidad, etc. hasta que
funciona con total normalidad.
El auxiliar de enfermería debe destinar parte de su jornada diaria a revisar todas las salas
que le correspondan de su centro asistencial. Normalmente, a cada auxiliar se le asignan
siempre las mismas zonas, de esta forma es más fácil prever la cantidad de material que
se va a necesitar en cada una.
3. Organización del almacén.
La organización del almacén incluye la colocación de los artículos recepcionados en su
lugar correspondiente, la realización de inventarios, la distribución del espacio, la
elaboración de fichas del material, etc. Es conveniente tener en cuenta que no todos los
almacenes tienen el mismo tamaño y, por tanto, no se organizan de la misma manera.
3.1. Distribución del espacio en el almacén.
El espacio del que disponemos en el almacén debe distribuirse adecuadamente,
reservando mayor volumen para los artículos de los que se almacena más cantidad y/o
son de mayor tamaño.
En cualquier caso, en el almacén de un centro asistencial siempre debemos diferenciar
distintas zonas:
A) Zona para material sanitario limpio.
Se entiende por material sanitario limpio a todo aquél que está listo para ser utilizado;
esto es, material desechable sin usar; material no desechable que ya ha sido esterilizado;
y material que, sin necesidad de estar esterilizado, ya está limpio.
En esta parte del almacén no podrá colocarse ninguna fuente de suciedad, ya que podría
resultar contaminante.

7

B) Zona de recogida y almacenamiento de material sanitario sucio.
En esta zona del almacén se encuentran los recipientes donde se colocan los materiales
desechables que ya han sido usados y los contenedores de residuos de papel, vidrio, etc.
Estos contenedores son retirados periódicamente por empresas especializadas en su
tratamiento.
También se encuentran en esta zona el contenedor o contenedores de material a
esterilizar; suele haber varios, uno para cada tipo; es decir, uno para vidrio, otro para
metal, etc.
Existen otros contenedores para lencería que también son retirados periódicamente.
C) Zona de almacén general.
En esta zona debe haber varias áreas: una, para material de oficina, informática, etc;
otra, para material farmacológico; otra, para repuestos; otra, para objetos muy
voluminosos,... En definitiva, todo lo que no se encuentre en las otras dos zonas
descritas anteriormente.
Una de las partes más delicadas de este almacén es la dedicada a productos
farmacológicos. En ella debe haber un área a temperatura ambiente y otra refrigerada
adecuadamente. La temperatura debe poder ser controlada y observada, ya que existen
fármacos que han de mantenerse a temperatura inferior a la ambiental. Esta zona
requiere de una atención especial, ya que un corte de suministro eléctrico supondría el
calentamiento de estos fármacos y el tener que deshacernos de ellos, de ahí que en los
grandes centros asistenciales, y en otros no tan grandes pero sí más modernos, estos
equipos de refrigeración, al igual que todos aquéllos en los que un corte en la corriente
eléctrica puede llevar a situaciones complicadas, estén conectados a una red especial
llamada "red segura", en la cual la alimentación eléctrica está garantizada mediante
equipos autónomos.
3.2. Formas de agrupar los productos en el almacén.
Dentro del almacén, los productos no pueden colocarse al azar, sino que deben
agruparse según un criterio. Algunos de ellos pueden ser:
Según su naturaleza: se colocarán juntos todos los artículos que estén fabricados del
mismo material: vidrio, plástico, metal, etc. Este tipo de clasificación no es muy
habitual en los centros asistenciales y, cuando se da, requiere que cada grupo se
subclasifique de alguna forma.

8

Según su función: en este caso, se ubicarán próximos todos los artículos que se
emplean para el mismo servicio. Así, por ejemplo, se colocará junto todo el material
necesario para extracciones de sangre, para realización de electrocardiogramas, etc.
Alfabéticamente: consiste en dividir el espacio en tantos sectores como letras del
abecedario y colocar en cada uno todos los artículos cuyo nombre empiece por esa
letra. Este método tiene el inconveniente de que agrupa artículos sin relación; y
también de que existen utensilios que se nombran de varias maneras.
Otros: existen otros métodos de clasificar los productos en el almacén que son usados
con escasa frecuencia: clasificación por tamaño, por peso, método sectorial (que
consiste en agrupar los productos en sectores y subsectores), etc.
3.3. Colocación del material en el almacén.
Una vez que hayamos recepcionado el material, el paso siguiente es colocarlo en el
almacén.
Mobiliario del almacén.
El almacén puede estar equipado con distinto tipo de mobiliario según el cual la ubicación
del material se hará de una forma u otra:
Colocación en baldas: las baldas permiten colocar el material en varios niveles de
altura, consiguiendo un ahorro considerable de espacio. Es conveniente colocar en las
más altas el material que menos se utiliza, ya que es el lugar menos accesible. De la
misma forma, es necesario ubicar el material de posterior fecha de caducidad más
próximo a la pared para ir usando antes el que tenga fecha de caducidad más
cercana. En general, se prefieren las baldas metálicas a las de madera porque se
deterioran menos, tienen mayor resistencia y no son inflamables. Para materiales
ligeros pueden usarse baldas perforadas.
Colocación en armarios: entendemos por armario todo mobiliario cerrado con llave.
Así, hay productos que por su toxicidad, peligrosidad, elevado precio, etc. requieren
un estricto control y deben guardarse en armarios cerrados. Las llaves de este tipo de
mobiliario tan específico deben ser guardadas por los responsables de la unidad.
Colocación en refrigeradores: aquí se guardarán normalmente las vacunas, las
muestras que vayan a enviarse al laboratorio, los fármacos que deben mantenerse a
temperatura inferior a la ambiental, etc. En estos lugares es muy importante la

9

compartimentación para evitar mezclar productos de diferente naturaleza; por
ejemplo, una muestra de heces con una vacuna.
Colocación en el suelo: cuando se trata de cajas, en muchas ocasiones se colocan
apiladas sobre el suelo. En el caso de almacenes grandes donde existen carretillas
elevadoras, las cajas se colocan sobre paléts, que son plataformas de tablas para
almacenar mercancías y facilitar su transporte.
El problema de apilar cajas sobre el suelo es la dificultad de acceso a las que se
encuentran más abajo, ya que para llegar a ellas habrá que mover todas las que se
encuentran encima.
Otro problema adicional es que, en caso de que se produzca un derrame de agua, se
estropearán, dado que la mayoría de ellas están fabricadas en cartón.
Colocación del material en el mobiliario.
Otro punto interesante a tratar es cómo colocar el material en los diferentes espacios,
baldas, armarios, etc.:
- A granel: consiste en colocar todos los artículos que sean iguales en un recipiente sin
ordenar. Suelen almacenarse así los materiales de pequeño tamaño para que ocupen
menos espacio. Los recipientes en los que éstos se suelen meter son cajas que se
colocarán apiladas. Estas cajas son, normalmente, de plástico, con una de sus caras
semiabierta y con un sistema tal que la parte alta de la inferior encaja en la parte baja
de la superior.
- Colocados en capas: este sistema consiste en colocar los productos de una capa en
posición horizontal y la siguiente en vertical.
- Sujetando el material: para los materiales que, por su forma, pueden caerse con
facilidad se utilizan soportes adecuados; así, por ejemplo, los tubos de ensayo se
colocan en gradillas, que son utensilios usados en los laboratorios para mantener los
tubos verticales y ordenados.
La organización del almacén es tarea propia del auxiliar de enfermería. Cuando
llega un nuevo pedido, el auxiliar lo recepciona y contabiliza, comprobando que la
mercancía coincide con lo indicado en el albarán de entrega. En caso de existir algún
error debe ponerlo en conocimiento del personal encargado de la administración del
centro asistencial por si fuese necesaria alguna devolución o reclamación. El auxiliar se
encargará también de almacenar correctamente todo el material recibido.

10

3.4. Inventario de materiales.
Hacer inventario en un centro asistencial consiste en contar todos los artículos que en
él se encuentran.
El inventario se realiza por varios motivos:
- Para conocer las existencias reales del almacén.
- Para facilitar la búsqueda de los productos que en él se encuentren, ya que al
inventariar conseguiremos una lista con todos los artículos que hay y dónde están
colocados.
Para llevar cabo el inventario, se suelen aprovechar las épocas de menor actividad del
centro, ya que habrá menos movimientos de artículos en el almacén, el personal podrá
dedicarse a ello más exclusivamente y supondrá un menor trastorno para el
funcionamiento del centro.
3.5. Fichas de artículos.
Son unos formularios que deben rellenarse para cada artículo que se encuentre en el
almacén y donde debe figurar información que permita describirlo, identificarlo y facilitar
su búsqueda. Así, la ficha debe recoger, al menos, los siguientes datos:
- Nombre del artículo: en caso de denominarse de más de una forma, deben ponerse
todas para evitar tener varias fichas del mismo artículo.
- Descripción: se reseñarán las características más representativas del artículo, así
como aquellas cualidades que lo diferencian de los demás y permiten identificarlo.
- Composición: detallará el material/es o productos/s de que está hecho. Por ejemplo,
si es un guante, en la composición pondremos látex; si es una aspirina, pondremos
ácido acetilsalicílico.
- Clasificación: se indicará el grupo en el que se encuentra clasificado; esto es, si es
fungible o inventariable; y si es fungible, si por su naturaleza es desechable o
reutilizable. En caso de clasificar los materiales de otra forma, indicaremos el criterio
que se use en el centro asistencial en el que nos encontremos.



11

- Características especiales: este apartado debe tratarse con especial cuidado, ya que
en él debemos indicar si el producto es tóxico, inflamable, volátil... En caso de ser
tóxico, debemos indicar la vía por la que lo es (aérea, contacto con la piel, ingestión,
etc.), así como las medidas de seguridad que debemos tomar para manejarlo. En caso
de que el producto no presente ningún peligro, pondremos "inocuo".
- Referencia: es un número que le asigna el centro asistencial, o bien los servicios
sanitarios encargados de comprarlo, y que es el que sirve para hacer el pedido.
- Presentación: es la forma en que se encuentra el producto en el almacén; por
ejemplo, caja de diez viales, unidad individual,...
- Situación: en este apartado debe ponerse, según el método de organización del
almacén, las claves que nos permitan encontrarlo con facilidad dentro del mismo. Este
dato es muy importante, ya que permite que cualquier persona nueva o que no esté
familiarizada con el almacén pueda encontrar el producto, reduciendo al mínimo el
tiempo empleado para ello. Además, en almacenes grandes es un dato fundamental,
ya que buscar un artículo sin este dato sería una tarea complicada y tediosa.
3.6. Fichas de almacén.
Estas fichas son la mejor manera de controlar las existencias en un momento concreto.
Normalmente, tras inventariar, conocemos perfectamente todo lo que hay en el almacén;
pero el inventario se hace cada cierto período de tiempo (seis meses, un año,...) durante
el cual se producen numerosas entradas y salidas de artículos en el almacén. Para
controlar estos movimientos utilizamos las fichas de almacén, que son unos
formularios donde deben aparecer los siguientes conceptos:
- Referencia del artículo.
- Nombre del artículo.
- Fecha en la que se realiza el movimiento.
- Entrada: es el número de unidades de un determinado artículo que llega al almacén
como consecuencia, normalmente, de la recepción de un pedido, de la devolución de
un material que no se ha usado o por cualquier otra causa.
- Salida: es el número de unidades de cada artículo que salen del almacén hacia las
distintas unidades del centro asistencial.


12

- Total: es el número de existencias de un artículo que queda en el almacén. Se obtiene
sumando las entradas y restando las salidas al total que se registró en el último
inventario. Si estos controles se realizan bien, el número de unidades que se
contabilicen en el inventario siguiente debe coincidir con el último total anotado. Si el
número inventariado es mayor que el último total anotado, es que alguna entrada no
la hemos registrado; y si es menor, será alguna salida la que no habremos tenido en
cuenta.
3.7. Normas de seguridad e higiene en el almacén.
En los almacenes sanitarios, al igual que en cualquier otro tipo de almacén, deben existir
unas normas básicas para mantener la seguridad de los que en él trabajan.
El almacén, y todo el resto del centro asistencial, se engloba dentro de un plan de
emergencias que garantiza la evacuación del personal que se encuentra en él en el
menor tiempo posible para minimizar al máximo los daños personales que pudiesen
producirse en situaciones de peligro. Además, todas las instalaciones públicas, y también
el almacén como parte de ellas, deben contar con sistemas detectores de humo,
aspersores, mangueras de extinción de incendios y una serie de medidas obligatorias por
ley para tratar de reducir todo lo posible los riesgos de las personas en caso de
emergencia.
El almacén sanitario es considerado punto crítico respecto a normas de seguridad e
higiene, debido a que se encuentra en él gran cantidad de material inflamable y/o tóxico.
Algunas normas básicas aplicables a los almacenes son:
- Evitar stocks excesivos, así como apilamientos desmesurados del material.
- No obstaculizar los pasillos ya que, además de suponer un inconveniente para las
entradas y salidas del material, dificultaría la salida de las personas en caso de
emergencia.
- No ocultar ni tapar detectores de humo, altavoces, chivatos luminosos o cualquier otro
elemento de seguridad pasiva o activa.
- Separar los productos tóxicos, inflamables, etc. del resto y evitar colocarlos en puntos
críticos para ellos; por ejemplo, evitar ubicar un producto inflamable como el alcohol
junto a una luz encendida.
- Las paredes y suelos deben estar hechos de un material fácilmente lavable.

13

- Debe haber detectores de humo y de temperatura, así como aspersores y/o
mangueras de extinción de incendios.
- Cada persona que trabaje en el centro debe contar con una copia del plan de
seguridad y emergencia para saber qué hacer en caso de surgir algún imprevisto.
- Deben situarse en lugares visibles los posibles recorridos que deberíamos seguir en
caso de tener que evacuar el lugar.
Además de estas indicaciones, muchos centros imparten cursos y charlas a su personal
para que asimile mejor los conceptos y sepa cómo comportarse en caso de emergencia,
llegando, en algunos casos, incluso a la realización de simulacros para ver tiempos de
respuesta, capacidad y control del personal, etc.
3.7.1. Normas de señalización.
Junto con estas indicaciones, existen unas normas de señales estándar que se colocan en
sitios fácilmente visibles y que, por un código de formas y colores, permiten saber si nos
encontramos ante una zona donde hay material explosivo, tóxico, radioactivo, etc.
Estas señales de seguridad e higiene son universales, lo que facilita su interpretación por
parte de cualquier persona. Deben situarse en aquellos lugares que atraigan fácilmente la
atención del usuario.
Los colores y formas de las señales de seguridad tienen un significado y una indicación
que todo el personal del centro debe conocer.
3.7.1.1. Colores.
Rojo: Indica prohibición de acciones específicas.
Amarillo: Indica precaución, advertencia de peligro.
Verde: Indica seguridad, salidas de emergencia, rutas de evacuación, etc.
Azul: Indica obligación de realizar una acción específica.






14

3.7.1.2. Formas geométricas.



Prohibición
Obligación
Precaución,
de realizar una acción.
de realizar una acción.
advertencia de peligro.



Proporcionan información en caso de emergencia.

Algunas de las señales de peligro son:



Peligro Indeterminado.
Peligro. Sustancias Tóxicas. Peligro. Sustancias Corrosivas.



Peligro: Bioriesgo.
Peligro: Riesgo de Incendio
Peligro: Riesgo de Explosión
por Sustancias Inflamables.
por Sustancias Explosivas.



Peligro: Radiaciones Láser.
Peligro: Riesgo Eléctrico.



15

Señales de información en caso de emergencia:


Extintor. Manguera
Antiincendios.

Salida de Emergencia.
Ducha de Emergencia.

Botiquín. Fuente
Lavaojos.

4. Formulación de pedidos.
Ésta es otra de las tareas del auxiliar de enfermería y consiste en realizar un pedido una
vez que las existencias de uno o varios artículos estén llegando al límite de seguridad. El
límite de seguridad es el número mínimo de existencias de un determinado artículo por
debajo del cual debe realizarse un pedido ya que, de no hacerlo así, se corre el riesgo de
agotar existencias, con las complicaciones que una situación de este tipo puede
conllevar.
No es labor del auxiliar la petición de presupuestos ni la de ponerse en contacto con los
proveedores; de esto se encarga el área administrativa del centro.

16

Como se dijo antes, los pedidos se hacen de acuerdo a una programación. De este modo,
si la gestión de stocks ha sido realizada correctamente, la petición incluirá la mayoría de
los artículos que se utilizan en el centro.
El pedido se realiza en unos formularios donde se indica:
- la referencia del artículo;
- el nombre;
- el número de unidades necesarias;
- el centro adonde se envía;
- la fecha.
Es conveniente tener en cuenta que no en todos los centros asistenciales se realizarán
los mismos pedidos; esto va a variar según la especificidad de cada uno de ellos y la
función a la que se dedique. Así, por ejemplo, los pedidos no serán los mismos en una
unidad de urología que en una de cirugía o en una de atención primaria.
Hay que tener en cuenta la posibilidad de cometer errores en el control del almacén: el
más frecuente es no anotar alguna salida, con lo cual el número total de existencias de
ese artículo será inferior al total de unidades que queda reflejado en la ficha de almacén.
Para compensarlo, a la hora de elaborar un pedido siempre se recoge en éste un número
ligeramente superior al total de las salidas anotadas en la mencionada ficha.
Pueden producirse situaciones, ajenas al centro asistencial o no, que provoquen que se
agoten las existencias de un artículo antes de lo previsto. En estos casos, hay que
realizar una petición de urgencias que consiste en un formulario similar al anterior
pero que será tratado de forma especial. En casos extremadamente urgentes, además de
realizar esta petición, se cursará otra a los centros asistenciales más cercanos que
dispongan del artículo o artículos necesarios. En estos casos, la petición se hará también
por vía telefónica para eliminar trámites que enlentezcan el proceso.
Las circunstancias que pueden hacer necesaria la realización de un pedido de urgencias
son aquéllas que causen el agotamiento o deterioro de algunos de los artículos y pueden
ser:
Ajenas al centro.
Son aquéllas que no se relacionan con el funcionamiento del centro; por ejemplo, un
brote epidemiológico, una catástrofe, un retraso de la recepción de un pedido hecho por
vía ordinaria, etc.

17

Intrínsecas al centro.
Son aquéllas en las que la finalización de las existencias se debe a circunstancias
acaecidas en el centro, como el deterioro del material en el almacén debido a algún tipo
de accidente, corte de luz, mala gestión de stocks, etc.
En definitiva, la realización de pedidos es una función esencial para el correcto
funcionamiento del centro asistencial, así como todo lo relacionado con el almacén, ya
que para que las unidades funcionen correctamente necesitan de la disponibilidad
permanente de existencias.
En la gestión de los recursos materiales, la labor del auxiliar de enfermería finaliza en la
formulación de pedidos, no siendo responsabilidad suya la elaboración de presupuestos,
comparación de precios, etc.


18

Ejercicios de AUTOEVALUACIÓN.
1. Define el término stock.


2. Nombra las principales medidas de seguridad que deben existir en un
almacén.


3. Esquematiza la clasificación de los materiales según su uso y define
brevemente cada una de las categorías.


4. Cita dos formas de agrupar los productos en un almacén y explícalas
brevemente.


5. ¿Qué es hacer un inventario?


6. ¿Cuáles son las diferencias que encuentras entre las fichas de artículos y
las fichas de almacén?


7. ¿Cuáles son los datos que nunca se deben olvidar al cumplimentar la hoja
de pedidos?



19

8. ¿Qué circunstancias pueden hacer necesaria la realización de un pedido de
urgencias?


9. Describe brevemente el código de formas y colores de las señales de
seguridad.


10. Enumera y describe las diferentes formas en las que se puede colocar el
material en el almacén.



20

Ejercicios de AUTOEVALUACIÓN. Soluciones a los
ejercicios.
1. Define el término stock.
Llamamos stock a cualquier material o producto almacenado. Se puede asociar al
término "existencias".
2. Nombra las principales medidas de seguridad que deben existir en un
almacén.
- Señalizaciones de seguridad.
- Sistemas detectores de humos, aspersores y mangueras de extinción de incendios.
- Evitar stocks excesivos.
- No obstaculizar los pasillos.
- Separar los productos tóxicos del resto y colocarlos en lugar apropiado.
- Paredes y suelos deben estar construidos de material fácilmente lavable.
- Cada persona debe poseer una copia del plan de seguridad y emergencia.
3. Esquematiza la clasificación de los materiales según su uso y define
brevemente cada una de las categorías.

Desechables
Fungibles
Reutilizables
Stocks
Inventariables

. Fungibles: son los que se consumen con el uso.
. Desechables: de un solo uso.
. Reutilizables: de más de un uso
. Inventariable: son aquellos que tienen un tiempo de vida largo.
4. Cita dos formas de agrupar los productos en un almacén y explícalas
brevemente.
Según su función: se colocarán próximos todos los artículos que se empleen para el
mismo servicio; así, por ejemplo, se colocará junto todo el material necesario para
extracciones de sangre, realización de EKG, etc.
Alfabéticamente: se sectorizará el almacén por letras y cada artículo se colocará
según la letra por la que empiece; por ejemplo, en el sector G estarán artículos
como las gasas.
SE PUEDEN CITAR CUALQUIER OTRA FORMA DE ORDENAR LOS PRODUCTOS.
5. ¿Qué es hacer un inventario?
Hacer un inventario es elaborar una lista de todo lo que se encuentre en un lugar en
un determinado momento.


21

6. ¿Cuáles son las diferencias que encuentras entre las fichas de artículos y
las fichas de almacén?
Las fichas de artículos son individuales para cada artículo que se encuentre en el
almacén y sirven para conocer sus características y su ubicación dentro del mismo.
Las fichas de almacén se utilizan para controlar las existencias del material; es decir,
sus entradas y salidas.
7. ¿Cuáles son los datos que nunca se deben olvidar al cumplimentar la hoja
de pedidos?
- Nombre del artículo.
- Referencia.
- Número de unidades necesarias.
- Centro desde donde se envía.
- Fecha.
- Carácter de la petición: ordinario o urgente.
8. ¿Qué circunstancias pueden hacer necesaria la realización de un pedido de
urgencias?
Se realizará un pedido de urgencias en aquellas situaciones en las que se requiera
de inmediato un material y no se disponga de él en el almacén. Esto puede ser
debido a dos tipos de circunstancias:
Ajenas al centro: no se relacionan con el funcionamiento del centro. Por ejemplo, un
brote epidemiológico, una catástrofe, un retraso de la recepción de un pedido, etc.
Intrínsecas al centro: la finalización de las existencias se debe a circunstancias
acaecidas en el centro, como deterioro del material en el almacén, mala gestión de
stocks, etc.
9. Describe brevemente el código de formas y colores de las señales de
seguridad.
Las señales, según su forma y color, tienen un significado u otro. El código es el
siguiente:
COLOR:
Rojo: Indica prohibición de acciones específicas.
Amarillo: Indica precaución, advertencia de peligro.
Verde: Indica seguridad, salidas de emergencia, rutas de evacuación, etc.
Azul: Indica obligación de realizar una acción específica.
FORMAS GEOMÉTRICAS:

Prohibición Obligación
Precaución
Proporcionan información en
caso de emergencia

22

10. Enumera y describe las diferentes formas en las que se puede colocar el
material en el almacén.
En baldas, en armarios, en refrigeradores y en el suelo.
Colocación en baldas:
Se prefieren las metálicas a las de madera porque se deterioran menos, tienen
mayor resistencia y no son inflamables. Para materiales ligeros pueden usarse
baldas perforadas. Las baldas permiten colocar el material en varios niveles de
altura consiguiendo un ahorro considerable de espacio. Es conveniente colocar en
las baldas más altas el material que menos se utiliza, ya que es el lugar menos
accesible. De la misma forma, es necesario colocar el material de fecha de
caducidad posterior más próximo a la pared para ir usando antes que tenga fecha
de caducidad más cercana.
Colocación en armarios:
Entendemos por armarios todo mueble cerrado con llave. Así, hay productos que por
su toxicidad, peligrosidad, elevado precio, etc. requieren un estricto control y deben
guardarse en armarios cerrados. Las llaves de este tipo de muebles deben ser
guardadas por los responsables de la unidad.
Colocación en refrigeradores:
Aquí se colocarán normalmente las vacunas, las muestras que vayan enviarse al
laboratorio, fármacos que deben guardarse a temperatura inferior a la ambiental,
etc. En estos lugares es muy importante la compartimentación para evitar mezclar
productos de diferente naturaleza; por ejemplo, una muestra de heces con una
vacuna.
Colocación en el suelo:
En muchas ocasiones, sobre todo cuando se trata de cajas, éstas se colocan
apiladas sobre el suelo. En el caso de almacenes grandes donde existen carretillas
elevadoras, las cajas se colocan sobre paléts para facilitar su traslado.


23

GLOSARIO DE TÉRMINOS.
Almacén: edificio o local donde se depositan géneros de cualquier especie, generalmente
mercancías.
Balda: cada una de las tablas puestas horizontalmente en los muros, en armarios, alacenas, etc.,
para colocar sobre ellas objetos.
Corrosivo: que tiene la capacidad de destruir paulatinamente de los cuerpos metálicos por
acción de agentes externos, persista o no su forma.
Desechable: objeto destinado a ser usado sólo una vez, como una jeringuilla, un pañal, etc.
Fungible: que se consume con el uso.
Gestión: hacer diligencias conducentes al logro de un negocio o de un deseo cualquiera.
Gradilla: utensilio que se utiliza en los laboratorios para mantener verticales y ordenados los
tubos de ensayo.
Granel: dicho de un género: sin envase, sin empaquetar.
Inflamable: que se enciende con facilidad y desprende inmediatamente llamas.
Inventariable: que se puede inventariar, entendiendo como tal el hecho de asentar los bienes y
demás cosas pertenecientes a una persona o comunidad, hecho con orden y precisión.
Palet: plataforma de tablas para almacenar y transportar mercancías.
Presupuesto: cómputo anticipado del coste de una obra o de los gastos y rentas de una
corporación.
Recursos: conjunto de elementos disponibles para resolver una necesidad o llevar a cabo una
empresa.
Reutilizable: que se puede volver a utilizar, bien con la función que desempeñaba
anteriormente o con otros fines.
Stock: cantidad de mercancías que se tienen en depósito.
Tóxico: perteneciente o relativo a un veneno o toxina.
Volátil: dicho de un líquido: que se transforma espontáneamente en vapor.


24

BIBLIOGRAFÍA.
Gestión económica en dirección de enfermería. Frances M. Moffman. Ed. Doyma. S.A.
1989.
Principios de gestión sanitaria. Francisco Errasti. Ed. Díaz de Santos.1997.
Los sistemas sanitarios y su organización. Andrés Muñoz Machado. Fondo de
investigaciones sanitarias de la Seguridad Social. 1989.
Monografías clínicas en Atención Primaria. Programación y protocolización de
actividades. J.Jiménez Villa. Ed. Doyma.1990.
Guía de programación y diseño de centros de salud. María Pérez Sheriff. Ministerio de
Sanidad y Consumo.1989.
Operaciones administrativas y documentación sanitaria. Gonzalo J. Mingo y Gloria
Sánchez Cascado. Ed. Editex.2001.




25

Document Outline